English
¿Preguntas sobre el cáncer? 1-800-422-6237
  • Imprimir
  • Enviar por correo electrónico
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Pinterest

Informe Anual a la Nación sobre el estado del cáncer de 1975 al 2006, con una sección especial sobre las tendencias del cáncer colorrectal: preguntas y respuestas

  • Publicación: 8 de diciembre de 2009

Puntos Clave

  • Los índices de incidencia para todos los tipos de cáncer combinados disminuyeron 0,7% por año de 1999 al 2006 para ambos sexos. (Vea la pregunta 5).
  • Los índices de muertes disminuyeron, en promedio, 1,6% por año del 2001 al 2006. (Vea la pregunta 8).
  • Las tendencias de incidencia a largo plazo del cáncer colorrectal han sido bastante constantes en hombres y mujeres. (Vea la pregunta 11).
  • Los índices de incidencia y mortalidad difieren según la raza y etnia y sexo. El cáncer colorrectal tuvo el tercer índice de incidencia más alto en todas las poblaciones de EE. UU., con excepción de los hombres hispanos, negros, asiáticos y de las islas del Pacífico y para mujeres hispanas en quienes ocupó el segundo lugar. (Vea las preguntas 12 y 14).
  1.  

    ¿Cuál es el propósito de este informe y quién lo preparó?
    Este informe proporciona una reseña actualizada de los índices de incidencia (casos nuevos) y de mortalidad y de las tendencias de estos índices en Estados Unidos, además de un examen exhaustivo de las tendencias y pronósticos del cáncer colorrectal. El Instituto Nacional del Cáncer (NCI), el cual forma parte de los Institutos Nacionales de la Salud, la Sociedad Americana del Cáncer (ACS), la Asociación Norteamericana de Registros Centrales del Cáncer (NAACCR) y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) han colaborado anualmente desde 1998 para crear el informe.

    La sección especial del informe describe los índices y tendencias del cáncer colorrectal, así como los pronósticos de modelado para índices futuros del cáncer colorrectal en todo Estados Unidos.

  2.  

    ¿Cuáles son las fuentes de los datos?
    La información sobre la mortalidad del cáncer en Estados Unidos se basa en las causas de muerte notificadas por los médicos en los certificados de defunción y registradas por las oficinas estatales de estadísticas vitales. La información en cuanto a la mortalidad es procesada y consolidada en una base de datos nacional por los CDC por medio del Sistema Nacional de Estadísticas Vitales, el cual cubre todo Estados Unidos.

    La información sobre casos recientemente diagnosticados de cáncer que ocurren en Estados Unidos se basa en datos recabados por los registros del Programa Nacional de Registros de Cáncer de los CDC (National Program of Cancer Registries, NPCR) y del Programa SEER (Surveillance, Epidemiology, and End Results) del NCI. Cada año, la NAACCR evalúa y publica los datos de los registros de ambos programas. Los índices de incidencia son de los cánceres invasores, con excepción del cáncer de vejiga, que también incluye cáncer in situ (cáncer que se limita al recubrimiento interno de la vejiga).

    Las tendencias a largo plazo (de 1975 al 2006) de todas las razas para todos los tipos de cáncer combinados y para los 15 cánceres más comunes se basaron en los datos de incidencia de SEER que abarcan aproximadamente 10% de la población estadounidense. Las tendencias a corto plazo (de 1996 al 2006) para cinco grupos raciales o étnicos (blancos, negros, asiáticos y nativos de las islas del Pacífico e hispanos o latinos) por sexo, para todos los tipos de cáncer combinados y para los 15 tipos más comunes de cáncer se basaron en datos de SEER y de los registros del NPCR. Este informe incluye aproximadamente 71% de la población estadounidense. Los índices de incidencia anuales promedio (de 2002 al 2006), específicos al sexo y ajustados a la edad, se basaron en los datos de incidencia procedentes de 43 registros demográficos de cáncer que abarcan cerca de 86% de la población estadounidense.

  3.  

    ¿Qué períodos fueron seleccionados como enfoque principal del informe?
    El período del 2002 al 2006 se usó para describir la carga del cáncer en Estados Unidos, y el período de 1997 al 2006 se usó para describir las tendencias en la incidencia y mortalidad de cáncer entre las cinco poblaciones raciales y étnicas principales (blancos, negros, asiáticos y nativos de las islas del Pacífico, hispanos o latinos, e indígenas americanos y nativos de Alaska). El período de 1975 al 2006 se seleccionó para representar la mejor perspectiva de las tendencias a largo plazo en los índices de incidencia y mortalidad de cáncer entre todas las razas combinadas.

  4.  

    ¿Qué se detalla en la sección especial del informe de este año?
    En la sección especial de este año sobre las tendencias del cáncer colorrectal y el impacto de las intervenciones (factores de riesgo, exámenes selectivos de detección y tratamiento) para reducir los índices futuros, los autores usaron pronósticos de microsimulación con modelos demográficos para mostrar que con un control acelerado del cáncer puede haber una reducción general en el índice de mortalidad de 50% para el año 2020. A fin de pronosticar tendencias futuras, los investigadores consideraron tres posibles escenarios. En el primero, los índices de factores de riesgo, así como los de exámenes selectivos de detección y de tratamientos, se mantuvieron exactamente como estaban en el año 2000. En el segundo escenario, ellos asumieron que esas variables continuarían en su tendencia actual, aumentando o disminuyendo a un ritmo estable. En el tercer escenario, los factores de riesgo, los exámenes selectivos de detección y el tratamiento todos ellos mejoraron conforme a un índice convincentemente optimista. Los pronósticos de modelado muestran que las disminuciones en los índices de mortalidad por cáncer colorrectal concuerdan con un aporte relativamente considerable de los exámenes selectivos de detección y con un impacto menor, pero demostrable, de las reducciones de factores de riesgo y de mejores tratamientos.



    Reseña actualizada de las tendencias de incidencia y mortalidad para todos los tipos de cáncer combinados y los 15 tipos principales de cáncer

  5.  

    ¿Qué está sucediendo con las tendencias de incidencia de cáncer en general?
    Luego de haber subido de 1975 a 1992, los índices de incidencia de todos los cánceres combinados para ambos sexos y para todos los grupos de la población se mantuvieron estables de 1992 a 1999 y disminuyeron 0,7% de 1999 al 2006. Las disminuciones en los índices de incidencia en los hombres fueron más pronunciadas una vez más en los hombres que en las mujeres. En los hombres, los índices de incidencia para todos los cánceres bajaron 1,3% por año del 2000 al 2006. En las mujeres, los índices de incidencia para todos los tipos de cáncer combinados bajaron 0,5% de 1998 al 2006.

    Los descensos se debieron principalmente a las bajas tanto en los índices de incidencia como de mortalidad para los tres tipos de cáncer más comunes en hombres (es decir, cáncer de pulmón, de próstata y colorrectal) y para dos de los tres cánceres principales en mujeres (es decir, cáncer de seno y colorrectal).

    Al contrario de la mortalidad, en donde las disminuciones son siempre buenas noticias, las bajas en la incidencia pueden reflejar buenas noticias (disminución de los factores de riesgo que causan cáncer o un mayor uso de los exámenes selectivos de detección, tal como pruebas de detección de cáncer colorrectal y cervical, que pueden de hecho ayudar a prevenir el cáncer al permitir la extirpación de tumores precancerosos) o malas noticias (disminución en el uso de exámenes selectivos de detección) o una combinación de las dos.

  6.  

    ¿Qué está sucediendo con los índices de incidencia para los 15 cánceres principales en hombres y mujeres?
    En los hombres, los índices de incidencia de mieloma, leucemia, melanoma y cánceres de hígado, riñón y esófago aumentaron en los períodos más recientes. El cambio anual promedio mostró que los índices de incidencia de cáncer de próstata bajaron 2,4% del 2000 al 2006, después de un aumento pequeño, no significativo de 1995 al 2000. Los índices de incidencia bajaron también para los cánceres de pulmón, cavidad oral, cerebro o sistema nervioso, estómago, colon y recto. Los índices se mantuvieron estables para los 15 cánceres principales restantes (cáncer de vejiga, páncreas y linfoma no Hodgkin) en el período más reciente.

    En las mujeres, los índices de incidencia del linfoma no Hodgkin, melanoma, leucemia y cánceres de vejiga, riñón, tiroides, páncreas y pulmón aumentaron durante los últimos períodos. Los índices de incidencia de cáncer de seno, de colon y recto, útero, ovarios, cuello uterino y cavidad oral bajaron.


  7.  

    ¿Qué está sucediendo con los índices de incidencia de cáncer de seno?
    Los índices de cáncer de seno, los cuales aumentaron 1,6% por año de 1994 a 1999, tuvieron una disminución anual de 2,0% de 1999 al 2006. Los factores que influyen en la incidencia del cáncer de seno son complejos e incluyen cambios en el riesgo de reproducción, la obesidad, la frecuencia de las mamografías de detección y otros. Informes recientes sugieren que la disminución en la incidencia del cáncer de seno puede estar relacionada con haber discontinuado rápidamente la terapia de reemplazo hormonal, un factor de riesgo conocido de cáncer de seno, así como con una disminución de la frecuencia de mamografías de detección.

  8.  

    ¿Qué está sucediendo con las tendencias de mortalidad por cáncer en general?
    La disminución general en los índices de mortalidad por cáncer, observada primero en los años noventa, ha continuado hasta el año 2006. Los índices de mortalidad bajaron en promedio 1,6% por año del 2001 al 2006, y continuaron la tendencia observada con la reducción de 1,1% anual de 1993 al 2001. Esta disminución fue ligeramente más marcada en los hombres (2% anual del 2001 al 2006) que en las mujeres (1,6% anual del 2002 al 2006). Los índices de mortalidad son el mejor indicador del progreso contra el cáncer.

  9.  

    ¿Qué está sucediendo con los índices de mortalidad de los 15 cánceres principales entre hombres y mujeres?
    Para el período más reciente del informe, el cual varía según el tipo de cáncer, los índices de mortalidad disminuyeron tanto en hombres como en mujeres para cáncer de colon y recto, estómago, riñón y cerebro, así como para leucemia, linfoma no Hodgkin y mieloma. Los índices de mortalidad disminuyeron en los hombres para cáncer de pulmón, de próstata y de cavidad oral, y en las mujeres para cáncer de seno, de ovarios y de vejiga. En los hombres, los índices de mortalidad aumentaron para melanoma y cáncer de esófago, y en las mujeres el índice de mortalidad aumentó para el cáncer de páncreas. La mortalidad por cáncer de hígado aumentó tanto en hombres como en mujeres.

  10.  

    Si los índices de mortalidad de cáncer siguen bajando, ¿significa esto que el número de personas que mueren de cáncer seguirá también bajando?
    No necesariamente. Los datos descritos en el informe son índices (número de muertes por cada 100 000 personas en Estados Unidos) y se ajustan a la edad para que puedan compararse bajo factores diversos como raza, tiempo y región. El número real de personas que mueren de cáncer (que a veces se dice la suma) puede ser influenciado por varios factores, incluyendo el aumento del número de gente de mayor edad en Estados Unidos (el cáncer es principalmente una enfermedad relacionada con el envejecimiento) y el incremento en el tamaño de la población estadounidense.

    Por consiguiente, mientras el índice de mortalidad por cáncer puede bajar en un año determinado, si hay un aumento en el tamaño y en la edad general de la población estadounidense ese mismo año, el número total real de muertes por cáncer podría aumentar.



    Tendencias del cáncer colorrectal

  11.  

    ¿Qué está sucediendo con los índices de incidencia del cáncer colorrectal?
    Las tendencias de incidencia a largo plazo del cáncer colorrectal se han mantenido bastante estables en hombres y mujeres. La incidencia de cáncer colorrectal aumentó en los hombres de 1975 a 1985, disminuyó de 1985 a 1995 en los hombres y las mujeres, tuvo un aumento breve no significativo de 1995 a 1998, y disminuyó considerablemente de 1998 a 2006. El índice anual más rápido de disminución ocurrió entre hombres y mujeres de 65 años de edad y más. Las tendencias de incidencia a corto plazo aumentaron anualmente para personas con menos de 50 años de edad para la mayoría de los grupos demográficos con unas cuantas excepciones.

  12.  

    ¿Cómo difieren las tasas de incidencia del cáncer colorrectal por raza o etnia y sexo?
    Para todos los tipos de cáncer en hombres, el cáncer colorrectal tuvo el tercer índice de incidencia más elevado en todos los grupos demográficos de Estados Unidos, con excepción de los hombres hispanos, para quienes representó el segundo índice de incidencia más elevado. Para todos los tipos de cáncer en mujeres, el cáncer colorrectal tuvo el tercer índice de incidencia más elevado en todas las razas combinadas y en mujeres blancas, no hispanas e indígenas americanas y nativas de Alaska. Sin embargo, en mujeres negras, asiáticas y de las islas del Pacífico y en mujeres hispanas, el cáncer colorrectal ocupó el segundo lugar y el cáncer de pulmón ocupó el tercero.

    Los índices de incidencia según los sub-sitios anatómicos principales (colon proximal, colon distal y recto) variaron considerablemente según la raza, el sexo y la edad. En todas las edades, los índices de incidencia de cáncer de colon distal (la parte del colon que se examina con un endoscopio después de pasar el recto) y de cáncer rectal disminuyeron entre hombres y mujeres en todos los grupos raciales o étnicos, a excepción del cáncer de colon distal entre hombres y mujeres indígenas americanos y nativos de Alaska. En comparación, entre las personas menores de 50 años de edad, los índices de incidencia de cáncer del colon distal y rectal aumentaron en hombres y mujeres de todas las razas y etnias combinadas, en mujeres y hombres blancos y en hombres negros. Los índices de incidencia de cáncer de colon proximal (la parte del colon que se examina con un endoscopio si éste pasa más allá del colon distal) disminuyeron en hombres y mujeres de todas las razas y etnias combinadas, pero disminuyeron en subgrupos únicamente en mujeres y hombres blancos, asiáticos y de las islas del Pacífico y en mujeres hispanas.

    Los exámenes selectivos de detección han tenido un impacto considerable en la reducción de los índices de incidencia y mortalidad del cáncer colorrectal y se están llevando a cabo investigaciones concernientes a los métodos más efectivos de exámenes de detección, a las personas con mayor riesgo y a los intervalos óptimos de vigilancia.

  13.  

    ¿Qué está sucediendo con los índices de mortalidad de cáncer colorrectal?
    Los índices de mortalidad de cáncer colorrectal han disminuido desde 1984 para hombres y desde 1975 para mujeres, con un índice acelerado de disminución desde el 2002 para los hombres y desde el 2001 para las mujeres.

    El modelado de microsimulación, una técnica usada para pronosticar las tendencias e impactos de los exámenes selectivos de detección y de otros factores en la mortalidad del cáncer de colon y recto, muestra que los exámenes selectivos de detección contribuyeron considerablemente a la disminución de los índices de mortalidad del cáncer colorrectal. La reducción de algunos factores de riesgo y mejores tratamientos tuvieron un impacto menor, pero comprobable en la disminución de los índices de mortalidad.

  14.  

    ¿Cómo difieren los índices de mortalidad de cáncer colorrectal según la raza o etnia y sexo?
    Los índices de mortalidad para todos los tipos de cánceres combinados del 2002 al 2006 fueron los más altos para hombres negros y mujeres y los más bajos para hombres asiáticos y de las islas del Pacífico y mujeres. Los cánceres de pulmón, de próstata y de colon y recto estuvieron entre las tres causas principales de muerte por cáncer en los hombres en cada uno de los grupos raciales o étnicos principales, con excepción de los hombres asiáticos y de las islas del Pacífico, para quienes el cáncer de hígado ocupó el segundo lugar. En la mayoría de las mujeres, las causas principales de muerte por cáncer fueron el cáncer de pulmón, de seno, de colon y recto y de páncreas. Sin embargo, en las mujeres hispanas, el cáncer de seno fue la causa principal de muerte por cáncer.

    De 1997 al 2006, las tendencias a corto plazo de los índices de mortalidad para todos los cánceres combinados disminuyeron para todos los grupos raciales o étnicos y tanto para hombres como para mujeres, con excepción de las mujeres indígenas americanas y nativas de Alaska. Las tendencias de mortalidad disminuyeron en todos los grupos raciales o étnicos en los hombres con respecto al cáncer de colon y recto, salvo en hombres indígenas americanos y nativos de Alaska y los índices de mortalidad por cáncer colorrectal disminuyeron para todas las mujeres, a excepción de las mujeres hispanas o indígenas americanas y nativas de Alaska.

  15.  

    ¿Cuáles son los distintos métodos de exámenes selectivos de detección para cáncer colorrectal?
    Estudios recientes han encontrado beneficios similares en varios métodos de exámenes selectivos de detección, incluso la colonoscopia cada 10 años, análisis anual de sangre oculta en heces de alta sensibilidad (FOBT) y sigmoidoscopia flexible cada cinco años junto con un análisis anual de sangre oculta en heces de alta sensibilidad cada 2 ó 3 años. Además, se ha descubierto que la colonografía por tomografía computarizada ("colonoscopia virtual") tiene el potencial de ser tan efectiva como la colonoscopia si se realiza cada cinco años con exámenes de seguimiento de cualquier pólipo mayor de de 6 milímetros. Para que los exámenes selectivos de detección para cáncer colorrectal sean beneficiosos, debe haber recursos disponibles para los pacientes con resultados positivos en los exámenes de detección, incluyendo la colonoscopia de seguimiento, colonoscopia de diagnóstico para pacientes sintomáticos y colonoscopia de vigilancia después de un diagnóstico de cáncer. Se puede aconsejar que las personas con ciertos factores de riesgo, como antecedentes familiares de cáncer colorrectal o antecedentes personales de cáncer colorrectal, pólipos colorrectales, enfermedad crónica de intestino irritable, enfermedad de Crohn o ciertos padecimientos genéticos heredados, empiecen a ser examinados para la detección del cáncer antes que la población general.

    Una conferencia, sobre lo último en avances científicos, patrocinada por los Institutos Nacionales de la Salud, programada para febrero del 2010, se concentrará en las formas de mejorar el uso y la calidad de los exámenes selectivos de detección de cáncer colorrectal.

  16.  

    ¿Cuáles son los principales factores de riesgo de cáncer colorrectal y cómo pueden modificarse dichos factores?
    La modificación de ciertos factores de riesgo, como la inactividad física, el sobrepeso, la obesidad y el consumo de una dieta rica en carnes rojas y procesadas requiere cambios difíciles de conducta, pero esto deberá conducir a una reducción de la frecuencia del cáncer colorrectal así como a muchos otros resultados positivos para la salud a largo plazo. Además, si bien el informe del 2004 del Director General de Sanidad sobre el tabaquismo no clasificó al cáncer colorrectal como una enfermedad relacionada con el tabaquismo, cada vez hay más evidencia de que el tabaquismo aumenta el riesgo de pólipos adenomatosos (pólipos benignos que pueden convertirse en cáncer), y puede estar asociado con el cáncer rectal. La disminución en el consumo de tabaco en EE. UU. debería contribuir a tendencias en disminución de nuevos casos de cáncer colorrectal.

    También son necesarios los cambios en los factores urbanos y en los programas de salud para que cambien las conductas de salud. Se necesitan programas de política nacional que impulsen a las comunidades para que mejoren la nutrición y actividad física, que promuevan el cese del tabaquismo y reduzcan el consumo de alcohol. A fin de abordar estas necesidades, los CDC han publicado recientemente estrategias de programas y de comunicación para iniciativas a nivel urbano con el fin de promover estilos de vida saludables y disminuir la obesidad por medio del aumento de la disponibilidad de alimentos y bebidas saludables; la promoción de la actividad física entre los jóvenes y adultos y de ambientes propicios para actividades físicas, tales como caminar y andar en bicicleta. El programa fomenta las alianzas y colaboraciones para llevar a cabo estrategias y analizar resultados a fin de evaluar el progreso hacia un país más saludable.

  17.  

    ¿Cómo se evalúa el impacto de los factores de riesgo, de exámenes selectivos de detección y de tratamiento en las tendencias futuras de incidencia y mortalidad del cáncer colorrectal?
    Un modelo de microsimulación, MISCAN-Colon, del consorcio Cancer Intervention and Surveillance Modeling Network, CISNET patrocinado por el Instituto Nacional del Cáncer, se usó para calcular el impacto de cambios históricos en factores de riesgo, de exámenes selectivos de detección y de tratamiento en las tendencias de incidencia y mortalidad pasadas y para proyectar las tendencias futuras de mortalidad hasta el 2020. El modelo MISCAN-Colon simuló la población estadounidense de 1975 a 2020 en riesgo de padecer cáncer colorrectal en base a la secuencia de la evolución por la que un adenoma se convierte en cáncer. MISCAN-Colon ejemplifica el impacto de los factores de riesgo (es decir, tabaquismo, obesidad, consumo de carnes rojas), exámenes selectivos de detección (análisis de sangre oculta en heces y endoscopia) y tratamiento (regímenes de quimioterapia) en las tendencias del cáncer colorrectal, así como los factores que pueden disminuir el riesgo de padecer cáncer colorrectal: uso de aspirina, uso de multivitaminas, incluso del folato y calcio como complementos y la actividad física.

    Como aportaciones de los factores de riesgo al modelo, los autores partieron del supuesto de índices de tabaquismo en el transcurso del tiempo de 42% para 1965, de 23% para el año 2000 y pronósticos de 11 a 17% para el 2020. Ellos supusieron índices de obesidad de 13% para 1965, de 31% para el año 2000 y pronósticos de 34 a 45% para el 2020. Los índices de exámenes selectivos de detección para el análisis de sangre oculta en heces y endoscopia en personas de 50 años de edad en adelante se basaron en los datos de la encuesta National Health Interview Survey de 1987, 1992, 1998 y del 2000. Ellos también supusieron índices de exámenes selectivos de detección de 24% para el análisis de sangre oculta en heces y de 39% para la endoscopia en el año 2000 y pronosticaron cálculos de frecuencia de exámenes de detección de 35 a 38% para el análisis de sangre oculta en heces y de 56 a 61% para la endoscopia en el año 2020.

    Para ejemplificar el impacto del tratamiento, el modelo MISCAN-Colon distinguió cuatro regímenes de quimioterapia para el cáncer colorrectal en estadio III y IV, dependiendo del tratamiento disponible para pacientes estadounidenses diagnosticados en distintos períodos. Se supuso un aumento en los índices de tratamiento para cáncer colorrectal con el tiempo, con un índice previsto de 8% de pacientes en 2005, y de 45 a 83% para el 2020, que se les daría tratamiento con una combinación de regímenes de quimioterapia.

    Para pronosticar las tendencias futuras de cáncer colorrectal, MISCAN-Colon modeló tres escenarios hipotéticos: tendencias congeladas, en las cuales los índices de factor de riesgo, de exámenes selectivos de detección y de tratamiento se estabilizaron en el año 2000; tendencias continuadas, en las cuales los índices de factor de riesgo, de exámenes selectivos de detección y de tratamiento continúan mejorando anualmente al paso actual; y tendencias optimistas donde las tres intervenciones de factores de riesgo, de exámenes selectivos de detección y de tratamiento mejoraron a un paso que se consideró optimista, pero realista. Para el escenario de tendencias congeladas, el modelo MISCAN-Colon pronosticó que la disminución en el índice de muertes por cáncer colorrectal puede ser sólo de 17%. Sin embargo, si las tendencias actuales en los factores de riesgo, en exámenes selectivos de detección y en tratamiento continúan, el modelo MISCAN-Colon pronosticó una disminución general de 36% en la mortalidad por cáncer colorrectal del 2000 al 2020. El modelo pronosticó una baja general de la mortalidad de 50% para 2020 si se aceleraban las tendencias previstas de modificación de factores de riesgo, los exámenes de detección con el análisis de sangre oculta en heces y endoscopía y el tratamiento.

  18.  

    ¿Dónde puedo encontrar más información sobre los programas de prevención y exámenes selectivos de detección del cáncer colorrectal?
    En septiembre del 2009, los CDC otorgaron fondos a 26 estados y organizaciones tribales para que proporcionen servicios de exámenes selectivos de detección del cáncer colorrectal a personas de ingresos bajos de 50 a 64 años de edad que cuentan con un seguro médico limitado o que no cuentan con seguro médico.

    Los estados que recibieron subvenciones por cinco años fueron: Alabama, Arizona, California, Colorado, Connecticut, Delaware, Florida, Iowa, Maine, Maryland, Massachusetts, Minnesota, Montana, Nebraska, New Hampshire, Nuevo México, Nueva York, Oregón, Pensilvania, Dakota del Sur, Utah y Washington. Las organizaciones tribales que recibieron subvenciones fueron el Alaska Native Tribal Health Consortium, la Arctic Slope Native Association, la South Puget Intertribal Planning Agency y la Southcentral Foundation.

    El financiamiento se empleará para costear exámenes selectivos de detección y cuidados de seguimiento después del diagnóstico, recopilación y control de datos, educación pública y actividades de enlace, educación de prestadores y una evaluación para medir los resultados clínicos, los costos y la eficacia del programa. Quienes reciben la subvención pueden elegir entre cualquiera de los exámenes selectivos de detección recomendados para el cáncer colorrectal: colonoscopia, sigmoidoscopia y análisis de heces; y se espera que comiencen a realizar exámenes selectivos de detección de cáncer colorrectal a pacientes a los seis meses de haber recibido la subvención. Para obtener información adicional, visite: http://www.cdc.gov/cancer/crccp.

    La Campaña de Acción contra el Cáncer Colorrectal: Examínese para Salvar su Vida de los CDC que tiene varios años de duración (Screen For Life: National Colorectal Cancer Action Campaign) informa a hombres y mujeres de 50 años de edad en adelante sobre la importancia de realizarse exámenes periódicos de detección de cáncer colorrectal. Los exámenes selectivos de detección pueden encontrar pólipos precancerosos que pueden ser eliminados antes que se conviertan en cáncer, previniendo de este modo la enfermedad. No obstante, aproximadamente un 40 % de los adultos de 50 años de edad en adelante (el grupo de edad que presenta mayor riesgo de padecer cáncer colorrectal) no ha sido examinado adecuadamente. Para obtener información adicional, visite: http://www.cdc.gov/cancer/colorectal/sfl.



    Cómo leer este informe

  19.  

    ¿Cómo se presentan los índices de incidencia y de mortalidad del cáncer?
    Los índices de incidencia y los índices de mortalidad del cáncer se miden como el número de casos o de muertes por cada 100 000 personas por año y se ajustan según la edad a la cifra de la población estándar de los Estados Unidos del año 2000. Cuando un tipo de cáncer afecta a un solo sexo, por ejemplo, el cáncer de próstata, entonces el número es por cada 100 000 personas de ese sexo. Los números se ajustan según la edad, lo cual permite que se comparen los índices de poblaciones diferentes con una composición variable de edad a través del tiempo y en distintas regiones. Cabe destacar que el cáncer de seno ocurre tanto en hombres como en mujeres, aunque ocurre con menor frecuencia en los hombres.

  20.  

    ¿Qué es la variación anual de porcentaje o APC?
    La variación anual de porcentaje (annual percent change, APC) es el índice promedio de variación en un índice de cáncer por año en un período determinado (es decir, con qué rapidez o lentitud ha subido o bajado un índice de cáncer cada año en un período de años). El APC se calculó tanto para el índice de incidencia como de mortalidad. El número se expresa como un porcentaje, tal como la disminución aproximada de 1% por año.

    Un APC negativo describe una tendencia descendente, y un APC positivo describe una tendencia ascendente. En este informe, las tendencias se reportan como ascendentes o descendentes sólo si tienen importancia estadística.

  21.  

    ¿Qué es variación promedio del porcentaje anual o AAPC?
    El informe de este año usa la variación promedio del porcentaje anual (AAPC) como un apéndice a las tendencias subyacentes de la variación anual de porcentaje en el punto de intersección como una medida sumaria para comparar las tendencias de intervalos fijos según la raza o etnia. La AAPC cuantifica la tendencia promedio durante un período de varios años. Al describir tendencias a largo y a corto plazo con cálculos de APC y AAPC, todas las tendencias descritas como "en aumento" o "en descenso" son estadísticamente significativas a menos que se indique lo contrario. Las tendencias no significativas pueden describirse como "al nivel", "estables", "sin disminución significativa" o "sin aumento significativo".

    Basándose en tendencias a largo plazo (1975-2006), las AAPC de los últimos cinco años, 2002 a 2006, fueron similares a la APC del último período. Como se esperaba, cuando la tendencia de incidencia fluctuó con el tiempo, las AAPC de 10 años difirieron de la última APC, por ejemplo, todos los tipos de cáncer combinados en hombres y mujeres y cánceres de próstata, de páncreas, de colon y recto en hombres y cánceres de seno, de páncreas, de ovarios, de colon y recto en mujeres.

    De modo similar a las tendencias de incidencia, las AAPC de los índices de mortalidad del 2002 al 2006 fueron generalmente semejantes a las APC del período más reciente de puntos de intersección. Sin embargo, las tendencias a largo plazo pueden con frecuencia ocultar las variaciones a corto plazo. Las diferencias en las AAPC de cinco a diez años típicamente identifican los tipos de cáncer donde la tendencia de 10 años puede ocultar variaciones recientes importantes. Algunos ejemplos son el índice acelerado de disminución de mortalidad por cáncer colorrectal en hombres y mujeres y el cambio reciente a una mayor mortalidad por melanoma en los hombres.



    Ajustes de datos

  22.  

    ¿Por qué se ajustaron los índices de incidencia por la demora en comunicar los datos de incidencia a SEER?
    El informe presenta análisis de tendencias a largo plazo en los índices de incidencia de cáncer con y sin ajuste por las demoras en registrar los datos y por información más completa. El ajuste por estas demoras y la acumulación de información más completa y exacta proporciona la base para una posible evaluación más precisa de los índices de incidencia y tendencias en los años más recientes de los que hay datos disponibles. Los registros de cáncer tardan de dos a tres años generalmente en recopilar sus estadísticas actuales de cáncer. Es posible que se necesite uno o dos años más para tener datos más completos de la incidencia de ciertos cánceres, tales como melanoma y cáncer de próstata y seno, en especial cuando el diagnóstico se realiza en consultas externas. Los registros de cáncer continúan actualizando los índices de incidencia de cáncer para incluir estos casos. Por consiguiente, los datos iniciales que se reportaron de algunos índices de incidencia de cáncer pueden ser subestimaciones. Se han analizado los modelos de reportar datos a largo plazo en los registros de SEER y ahora es posible hacer ajustes a los índices de incidencia específicos a un tipo de cáncer y a los índices de incidencia para todos los tipos de cáncer combinados para corregir las posibles demoras en reportar y disponer de información más completa.

  23.  

    ¿Qué es el análisis de puntos de intersección y cuál es su efecto en los períodos diferentes que se usaron para el análisis de tendencias en este informe?
    El análisis de los puntos de intersección es un método estadístico que describe tendencias cambiantes a lo largo de segmentos sucesivos de tiempo y la cantidad de aumento o disminución en cada segmento. Este método estadístico selecciona el punto o los puntos más adecuados, los cuales se denominan puntos de intersección; en estos puntos es donde el índice de aumento o disminución cambia de manera significativa.

    El análisis de regresión de puntos de intersección implica ajustar una serie de líneas rectas conectadas a los índices ajustados por edad y cada segmento de las líneas se describe por una variación anual del porcentaje que se basa en la inclinación del segmento de la línea. Cada punto de intersección indica una variación estadísticamente significativa en la tendencia. Por lo tanto, para los índices de mortalidad de todos los tipos de cáncer combinados en hombres, la inclinación, o tendencia se reporta como una reducción de 2% por año del 2001 al 2006. En las mujeres, la tendencia se reporta como una reducción de 1,5% por año del 2002 al 2006 en este informe.

    Los análisis de los puntos de intersección se efectuaron para las tendencias de incidencia y mortalidad de 1975 al 2006.

  24.  

    ¿Qué otras cuestiones de datos es preciso considerar?
    Este informe usa datos de la Oficina del Censo de los EE. UU. para calcular los índices de incidencia y de mortalidad. Los cálculos de la población nacional y de los estados del año 2000 al 2006 se basan en una metodología nueva, mejorada, que afectó los índices de incidencia a nivel estatal para el 2006. Además, el NCI tuvo que hacer modificaciones a estos cálculos para incluir, a nivel de los condados, los cambios en la población debido al desplazamiento de las víctimas de los huracanes Katrina y Rita (2005) en los condados más afectados de Luisiana, Misisipi, Alabama y Tejas.

    Los datos de incidencia del 2005 y 2006 fueron afectados por restricciones dentro de la Administración de Salud de Veteranos (Veterans Health Administration, VHA) en cuanto a compartir datos, las cuales entraron en vigencia en el 2007. Los hospitales de la VHA han sido tradicionalmente una fuente fundamental de datos para los casos de cáncer diagnosticados entre los veteranos a los que estas instituciones prestan servicio. Los nuevos requisitos restringen la comunicación de casos de cáncer a los registros centrales de cáncer lo que da como resultado un informe incompleto en algunos registros de los casos que ocurren en hospitales de la VA. Los casos de la VA representan al menos 3% y posiblemente tanto como 8% de todos los casos de cáncer diagnosticados en hombres. Por consiguiente, los índices de incidencia en hombres pueden ser subestimados. Desde fines del 2008, los establecimientos de la VA y los estados con registros centrales de cáncer han estado trabajando para establecer acuerdos de transferencias de datos que puedan ayudar a los registros de cáncer a recibir con el tiempo los casos que faltan de la VA y proporcionar un cálculo más completo de la incidencia del cáncer a nivel nacional.

    La evaluación de las tendencias de incidencia de cáncer colorrectal específicas al estadio del cáncer se limitó por un cambio en los métodos usados por los registros estatales para recabar información sobre el estadio empezando con los diagnósticos del 2004. Por lo tanto, se usó la base de datos SEER 9 del programa SEER del NCI para calcular las tendencias de incidencia de cáncer colorrectal específicas al estadio.

    El modelado MISCAN-Colon usó los aportes de resultados publicados anteriormente. El informe no volvió a examinar los supuestos sobre factores de riego, exámenes selectivos de detección e intervenciones de tratamientos. Otros estudios del grupo de modelado MISCAN-Colon examinarán las tendencias de exámenes selectivos de detección y otros factores que no fueron incorporados en los modelos anteriores.

  25.  

    ¿En dónde se publica este informe?
    El informe completo se puede ver en www.interscience.wiley.com/cancer/report2009.

    Bibliografía: Edwards BK, Ward E, Kohler B, Eheman C, Zauber AG, Anderson RN, Jemal A, Schymura MJ, Lansdorp-Vogelaar I, Seeff LC, van Ballegooijen M, Goede SL, Anderson R, Ries LAG . Annual Report to the Nation on the Status of Cancer, 1975-2006, Featuring Colorectal Cancer Trends and Impact of Interventions (Risk Factors, Screening, and Treatment) to Reduce Future Rates. Cancer; publicado en Internet el 7 de diciembre del 2009.


  26.  

    ¿En dónde puedo encontrar más información sobre este informe?
    Para obtener información adicional, visite los siguientes sitios web:

    Comunicado de prensa en español del Informe Anual a la Nación: http://www.cancer.gov/espanol/noticias/ReportNation2009SpanishRelease

    Comunicado de prensa en inglés del Informe Anual a la Nación: http://cancer.gov/newscenter/pressreleases/ReportNation2009Release

    Para obtener información adicional, sírvase visitar: www.seer.cancer.gov/report_to_nation/1975-2006.

    NCI: http://www.cancer.gov y la página principal de SEER: http://www.seer.cancer.gov. Visite http://www.cancer.gov/espanol/tipos/colorrectal para obtener información adicional sobre el cáncer colorrectal.

    ACS: http://www.cancer.org.

    CDC (División de Prevención y Control de Cáncer): http://www.cdc.gov/cancer.

    CDC (Informe sobre mortalidad del Centro Nacional de Estadísticas de Salud): http://www.cdc.gov/nchs/deaths.htm

    NAACCR: http://www.naaccr.org/.

###