Boletin
 
28 de febrero de 2012 • Volumen 4 - Edición 3

Anormalidad genética predice beneficio de tratamiento en pacientes con raro tumor cerebral

> Artículo en inglés

Células de un tumor oligodendgrogliomaCélulas de un corte de tejido de un tumor oligodendgroglioma

La mediana del tiempo de supervivencia en pacientes con una forma altamente maligna de oligodendroglioma, un raro tumor cerebral, se duplicó cuando se añadió quimioterapia a la radioterapia. Todos los pacientes tenían una anormalidad genética conocida como co-deleción 1p19q. 

El hallazgo, en un estudio de fase III en el cual se hizo un seguimiento a los pacientes por una mediana de 11 años, implicará cambios en un estudio clínico en curso patrocinado por el NCI así como en el estándar de atención de aquellos pacientes que no estén participando en un estudio clínico. El NCI y el Grupo de Radioterapia Oncológica (RTOG) anunciaron los resultados el 19 de enero, en comunicados de prensa coordinados (aquí y aquí).

Entre los pacientes cuyos tumores eran portadores de la anormalidad, aquellos tratados con quimioterapia y radiación sobrevivieron una mediana de 14,7 años, en comparación con una mediana de 7,3 años en aquellos que recibieron solamente radiación.

Los investigadores optaron por dar el paso poco usual de anunciar los hallazgos públicamente antes de presentarlos en una reunión científica debido a la importancia que revestían dichos resultados en el tratamiento de otros pacientes con tumor cerebral.

"Queríamos compartir esta información para asegurar que los pacientes tuvieran acceso a la terapia más efectiva", dijo el doctor Walter Curran de la Universidad de Emory, autor principal del estudio y presidente del grupo RTOG. Este grupo llevó a cabo el estudio, conocido como RTOG 9402, en colaboración con cuatro grupos cooperativos más patrocinados por el NCI. 

En el estudio, el cual comenzó en 1994, se asignaron de manera aleatoria 291 pacientes al tratamiento estándar con radiación solamente o a la radiación más una quimioterapia compuesta por varios fármacos: procarbazina, lomustina, and vincristina (PCV).

Los resultado obtenidos tras un período de seguimiento mínimo de 3 años, publicados en el 2006, no mostraron ningún beneficio en cuanto a la supervivencia general en pacientes que recibieron quimioterapia. Sin embargo, independientemente del tratamiento asignado, los pacientes cuyos tumores eran portadores de la co-deleción 1p19q sobrevivieron por un período significativamente más largo que aquellos cuyos tumores no eran portadores de la co-deleción (más de 7 años en comparación con 2,8 años).

El nuevo análisis, el cual se basa en un período de seguimiento mucho más largo de más de 11 años, ofrece "sólidos indicios de que la estructura cromosómica de la co-deleción 1p y 19q puede utilizarse como marcador para determinar qué pacientes se beneficiarán de la combinación de quimioterapia y radioterapia", afirmó el investigador principal doctor Gregory Cairncross de la Universidad de Calgary en Canadá.

Los oligodendrogliomas, tumores que se forman en el tejido nervioso del cerebro, representan aproximadamente el 9% de todos los tumores primarios del cerebro y el sistema nervioso central. Estos tumores aparecen principalmente en adultos; la edad promedio de diagnóstico es 35 años. Aproximadamente la mitad de los pacientes tienen tumores portadores de la co-deleción 1p19q, es decir, partes de los cromosomas 1 y 19 son simultáneamente eliminados.

Los nuevos resultados indican que "el tratamiento inicial con radiación y quimioterapia debería ser considerado estándar de atención en pacientes con la co-deleción debido al beneficio de supervivencia", dijo el doctor Curran.

En aquellos pacientes cuyos tumores tienen solamente una deleción cromosómica, (bien sea 1p o 19q) o no tienen ninguna deleción, la supervivencia fue similar tanto si recibieron solamente radiación como si recibieron radiación más quimioterapia (2,6 años en comparación con 2,7 años).

El anuncio de los resultados provocó la suspensión inmediata de la inscripción de participantes en un estudio clínico en curso patrocinado por el NCI, en el cual pacientes con una forma altamente maligna de tumor cerebral, el glioma anaplásico, portadores de la deleción 1p19q, eran asignados de manera aleatoria al tratamiento con radiación solamente o a la radiación más quimioterapia con el medicamento temozolomida. Este estudio internacional, denominado CODEL, había recibido pacientes de Norteamérica y Europa. 

"Debido a que nuestro estudio mostró que el tratamiento con solamente radiación es inferior a la quimioterapia con radiación en pacientes con la co-deleción, se hizo necesario suspender de inmediato la inscripción de pacientes en CODEL y considerar la manera cómo alterar el estudio y cómo manejar a los pacientes que de manera aleatoria fueron asignados a la radioterapia solamente", acotó el doctor Cairncross en un correo electrónico.

"Ahora que sabemos que el tratamiento con quimioterapia más radiación es superior, no podemos seguir asignando de manera aleatoria pacientes cuyos tumores son portadores de la co-deleción 1p19q al grupo de tratamiento de solo radiación", afirmó el doctor Malcolm Smith del Programa de Evaluación de Terapias Oncológicas del NCI, el cual supervisa los estudios realizados por grupos cooperativos patrocinados por el NCI. "Los pacientes que no participan en los estudios clínicos también deberían beneficiarse de esta nueva información".

El doctor Cairncross y sus co-autores han preparado un resumen de los resultados del estudio que presentarán en la reunión científica anual de la Sociedad Americana de Oncología Clínica que tendrá lugar en junio en Chicago. 

—Eleanor Mayfield