In English | En español
¿Preguntas sobre el cáncer? 1-800-422-6237
Boletín del Instituto Nacional del Cáncer
 Página principal del BoletínArchivoContáctenos
  • Publicación: 22 de junio de 2010

Opciones

  • Imprimir página
  • Imprimir documento
  • Ver documento
  • Enviar este documento

Los casos de cáncer hepático en los EE.UU. siguieron en aumento hasta el 2006

> Lea el artículo en inglés

Las tasas de incidencia de la forma más común de cáncer hepático, el carcinoma hepatocelular (CHC), siguieron en aumento en los Estados Unidos, creciendo a un promedio de 3,5 por ciento cada año desde el 2001 al 2006, según un análisis publicado el 7 de mayo en el Morbidity and Mortality Weekly Report de los CDC. Cerca de una quinta parte de todos los cánceres en el mundo son causados por agentes infecciosos, incluidas las infecciones crónicas por el virus de la hepatitis B (VHB) y el virus de la hepatitis C (VHC).

Con base en datos de población de 45 registros del cáncer (el SEER y el Programa Nacional de Registros del Cáncer de los CDC) que abarcan cerca del 90 por ciento de la población de los EE. UU., los investigadores de los CDC identificaron 48.596 casos de carcinoma hepatocelular en ese período y encontraron que la incidencia aumentó de 2,7 a 3,2 casos por cada 100.000.

Las disparidades raciales y étnicas vinculadas al carcinoma hepatocelular han sido constantes. Mientras que los asiáticos e isleños del Pacífico tuvieron la tasa de incidencia más alta (7,8 por 100.000) entre las subpoblaciones; esa tasa no aumentó durante el período del estudio. Los hispanos tuvieron la segunda tasa más alta (5,7), que aumentó solo 1,7 por ciento por año; en comparación, la tasa de incidencia en todos los no hispanos fue mucho menor (2,8), pero aumentó dos veces más rápido, a un 3,6 por ciento por año. Los afroamericanos tuvieron una tasa ligeramente inferior a la de los hispanos (4,2), pero su tasa de aumento fue la más rápida de todas, un 4,8 por ciento por año. Los blancos tuvieron el segundo aumento más rápido, un 3,5 por ciento por año, pero la tasa de incidencia más baja (2,6).

"El perfil de la edad y la raza de las personas con disparidades raciales y étnicas del carcinoma hepatocelular refleja las características demográficas de las personas con hepatitis viral crónica", escribieron los autores de una nota editorial que acompaña el análisis. "La prestación de servicios para el control de la hepatitis viral, entre los que se incluyen exámenes selectivos de detección y remisiones para atención médica de las personas con infección crónica por el VHB o el VHC, el cumplimiento total de las estrategias de vacunación para eliminar la hepatitis B, y una mejor vigilancia de salud son elementos necesarios para invertir las tendencias de aparición del carcinoma hepatocelular".