Boletin
 
11 de septiembre de 2012 • Volumen 4 - Edición 10

Opciones

  • Imprimir página
  • Imprimir documento
  • Ver documento
  • Enviar este documento

Disminuye la incidencia del cáncer de próstata en EE.UU tras cambio en las recomendaciones sobre exámenes de detección

> Artículo en inglés

Poco después de que un grupo de trabajo independiente se manifestara en contra de los exámenes de rutina para la detección del cáncer de próstata a través de la prueba del antígeno prostático específico (APE o PSA en inglés) en hombres de 75 años de edad en adelante, la incidencia de tumores de próstata en estadio temprano disminuyó en esa población, según se desprende de un nuevo análisis. A juzgar por los hallazgos, pareciera ser que la revisión de las recomendaciones hizo que se redujeran los índices de realización de los exámenes de detección del cáncer de próstata en hombres de mayor edad.

El Grupo de Trabajo de Servicios Preventivos de EE.UU (USPSTF) realizó una revisión sistemática de la literatura médica y dio a conocer sus recomendaciones en agosto de 2008.

"Existe mucho escepticismo en cuanto al efecto que tendrán estos tipos de recomendaciones en la práctica, pero al menos en este caso parece que se ha visto un cierto efecto", dijo el autor del estudio, doctor David Howard de la Universidad de Emory, en una entrevista publicada en línea.

Para su análisis, dado a conocer el 23 de julio en Archives of Internal Medicine, el doctor Howard utilizó datos de más de 254 000 hombres con cáncer de próstata del registro de Vigilancia, Epidemiología y Resultados Finales del NCI.

El doctor Howard partió de la hipótesis de que si los índices de realización de exámenes de detección en hombres de 75 años en adelante disminuían, la incidencia de tumores de  próstata en estadio temprano, que se detectan principalmente a través de la prueba del APE, también se reducirían en comparación con la incidencia de los tumores en estadio tardío y de los tumores en estadio temprano en hombres más jóvenes. "Y eso es precisamente lo que encontré", dijo en una entrevista en línea.

Entre 2007 y 2009, la incidencia de tumores de próstata en estadio temprano y en estadio tardío disminuyó 25,4 por ciento y 14,3 por ciento, respectivamente, entre los hombres de 75 años de edad en adelante. En comparación, la incidencia de tumores en estadio temprano se redujo 15,2 por ciento entre los hombres de edades comprendidas entre 65 y 74 años, y 11 por ciento entre los hombres de 30 a 64 años, durante el mismo período.

Las conclusiones del doctor Howard difieren de las conclusiones de un informe anterior que determinó que los índices de las pruebas del APE autoreportadas en hombres a partir de los 75 años de edad no cambiaron entre 2005 y 2010. Varios factores podrían explicar esta discrepancia. Por ejemplo, "los pacientes no siempre comunican de manera precisa que se hicieron una prueba del APE", explicó vía correo electrónico; además, señaló que los médicos que dejaron de practicar los exámenes de detección en hombres de más edad probablemente no hayan hablado sobre esta decisión con sus pacientes.

Con el paso del tiempo, deberíamos tener una idea más clara de la respuesta de los médicos a la revisión de las recomendaciones sobre los exámenes de detección. "Los  datos del doctor Howard son interesantes y relevantes", comentó el doctor Scott Eggener de la Universidad de Chicago, autor principal de un estudio anterior. "Como ocurre con todos los datos autoreportados o demográficos, es importante reproducirlos haciendo uso de múltiples recursos".

En un estudio en revisión que aún no ha sido publicado, el doctor Howard también analizó los índices de realización de pruebas del APE utilizando directamente las reclamaciones a Medicare, que según él son más confiables que la información comunicada por los pacientes. El doctor Howard espera que los resultados de ese estudio se publiquen pronto.

Lectura adicional: El Grupo de Trabajo de Servicios Preventivos de los EE. UU. alerta contra la prueba del APE.

< Sección anterior  |  Siguiente sección >