Boletin
 
13 de septiembre de 2011 • Volumen 3 - Edición 10

Sistema computarizado para leer mamografías no parece mejorar la detección del cáncer

> Artículo en inglés

Un sistema computarizado costoso y de amplio uso, diseñado para asistir a los radiólogos a identificar manchas sospechosas en mamografías, puede no ser útil en la detección del cáncer de mama, según indica un nuevo estudio. El estudio, dirigido por el doctor Joshua J. Fenton de la Universidad de California en Davis, se publicó por Internet el 27 de julio en la revista del NCI Journal of the National Cancer Institute (JNCI).

En el primer amplio estudio clínico realizado para evaluar la funcionalidad de los sistemas de detección computarizados (CAD) en los Estados Unidos, se observó que dicha tecnología no mejoró la detección del cáncer de mama invasor. El resultado se basó en datos de aproximadamente 684 000 mujeres y más de 1,6 millones de mamografías realizadas en establecimientos del Consorcio de Vigilancia del Cáncer de Mama entre 1998 y 2006.

Los sistemas CAD se utilizan en la actualidad para asistir en la interpretación de la mayoría de las mamografías de detección en los Estados Unidos, representando costos directos anuales a Medicare de más de USD $30 millones, anotaron los autores del estudio. La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos aprobó el uso de esa tecnología en 1998 con base en datos limitados, y poco tiempo después Medicare empezó a pagar por los CAD.

En el 2007, los investigadores publicaron estudios preliminares, obtenidos de este estudio de observación basado en la población. En ese entonces, encontraron que el uso de sistemas CAD llevaba a índices positivos falsos significativamente más elevados, en comparación con los índices positivos falsos obtenidos por los radiólogos que no utilizaban sistemas CAD para leer las mamografías.

El análisis actualizado incluyó casi el doble de los datos que se evaluaron en el estudio preliminar del 2007, pero la conclusión fue básicamente la misma. Según lo que resumieron los editores de la JNCI, los beneficios para la salud del uso de los sistemas CAD para interpretar mamografías “continúan siendo poco claros y los datos indican que los costos asociados pueden ser mayores que los beneficios potenciales”.

La tecnología CAD es bastante popular, debido en parte a que los equipos se acoplan a los sistemas de mamografía digitales de uso creciente en los Estados Unidos. La otra razón es el incentivo financiero que ofrece el reembolso por parte de Medicare, anotó el doctor Donald Berry del Centro Oncológico M. D. Anderson de la Universidad de Texas en un editorial que acompañó al artículo.

Los investigadores y fabricantes de los equipos deben concentrarse en mejorar los sistemas, continuó el doctor Berry. “Pero esto se debe realizar en un entorno experimental y no mientras se continúa exponiendo a millones de mujeres a una tecnología que puede conllevar más daños que beneficios. Entre tanto, es posible que los incentivos económicos sigan fomentando su proliferación”.