Instantánea del mieloma

  • Control de tamaño de fuente
  • Imprimir
  • Enviar por correo electrónico
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Pinterest

Incidencia y mortalidad

El mieloma, también conocido como mieloma múltiple o mieloma de células plasmáticas, es el tercer cáncer de la sangre más común (después del linfoma y la leucemia) en Estados Unidos, y representa aproximadamente 1,4 por ciento de la estimación de nuevos casos de cáncer en 2014. Desde 1975, la incidencia general del mieloma ha aumentado anualmente en casi 1 por ciento. Los índices generales de mortalidad alcanzaron su punto máximo a mediados de 1990 y han disminuido en años recientes.

La incidencia del mieloma es más alta en los hombres que en las mujeres. Además, los índices de incidencia y de mortalidad son más del doble en los afroamericanos que en los blancos.

Se calcula que más de 24 000 personas serían diagnosticadas con mieloma en Estados Unidos en 2014, y que más de 11 000 personas morirían debido a dicha enfermedad.

Los factores de riesgo del mieloma son, entre otros, ser de edad mediana o mayor, ser de raza negra, ser hombre, haber estado expuesto a radiación o a ciertas sustancias químicas y tener antecedentes personales de gammapatía monoclonal de significación indeterminada (GMSI) o plasmacitoma localizado en los huesos. No hay un examen de detección convencional o de rutina para la detección del mieloma. Las alternativas convencionales de tratamiento para el mieloma son la quimioterapia, la terapia con corticoesteroides, la terapia dirigida, la quimioterapia de dosis alta con trasplante de células madre, la terapia biológica, la radioterapia, la cirugía y la espera cautelosa.

Gráficos lineales de incidencia y mortalidad por mieloma en EE. UU. por cada 100 000 personas, por raza y sexo, entre 1991 y 2011. En 2011, los hombres afroamericanos tuvieron la incidencia más alta, seguidos por mujeres afroamericanas, hombres blancos y mujeres blancas. En 2011, los hombres afroamericanos tuvieron la mortalidad más alta, seguidos por mujeres afroamericanas, hombres blancos y mujeres blancas.

Fuente: Programa de Vigilancia, Epidemiología y Resultados Finales (SEER) y el Centro Nacional de Estadísticas de Salud. Estadísticas y gráficos adicionales están disponibles en el sitio web de SEER.

Inversión del NCI en la investigación de cáncer de mieloma

Para saber más acerca de la investigación que dirige y apoya el NCI en mieloma, visite el Portafolio de Investigación Financiada por el NCI (NFRP). El Portafolio incluye información acerca de las subvenciones para investigación, de los contratos otorgados y de proyectos de intramuros para investigación financiados por el NCI. Al examinar esta información, se deberá tener en cuenta que casi la mitad del presupuesto del NCI apoya la investigación básica que puede no ser específica para un tipo de cáncer. Por naturaleza, la investigación básica incluye muchas áreas de enfermedades, contribuyendo a nuestros conocimientos de la biología fundamental del cáncer y haciendo posible que la comunidad investigadora avance contra muchos tipos de cáncer. Por estas razones, los niveles de financiamiento indicados en el NFRP pueden no informar definitivamente de toda la investigación relevante a una categoría dada.

Gráfico circular de la cartera de investigación del Instituto Nacional del Cáncer para el mieloma. Porcentaje del total de dólares por área científica. Año fiscal 2013. Biología, 24%. Etiología o causas del cáncer, 9%. Prevención, 3%. Detección temprana, diagnóstico y pronóstico, 7%. Tratamiento, 45%. Control del cáncer, supervivencia e investigación de resultados, 4%. Sistemas de modelos científicos, 8%.

Fuente: Cartera de Investigación Financiada por el NCI. Solo se incluyen aquellos proyectos que tuvieron asignados códigos del esquema científico común. Una descripción de proyectos de investigación relevantes se encuentra en el sitio web de la Cartera de Investigación Financiada por el NCI.

Selección de adelantos en la investigación del mieloma

  • En un modelo murino de mieloma, una combinación de inhibidores que producen cambios epigenéticos en el ADN (es decir, alteraciones estructurales que afectan la expresión de un gen) actuó de manera sinérgica a través de diferentes mecanismos para reducir la carga tumoral y prolongar la supervivencia. Además, estos resultados proporcionan evidencia científica de que un modelo murino podría ayudar a predecir la utilidad clínica de las nuevas terapias al identificar combinaciones eficaces y seguras y eliminar las combinaciones ineficaces de medicamentos. Publicación: septiembre de 2013. [Resumen de PubMed]
  • Medicamentos similares a la talidomida, como la lenalidomida, que son eficaces para el tratamiento del mieloma, actúan al unirse a la proteína cereblon, la cual se encarga de marcar las proteínas celulares para su degradación y desencadena la destrucción de los factores de transcripción de la célula B que presentan una actividad excesiva en las células del mieloma. Este mecanismo es distinto a la forma en que los medicamentos similares a la talidomida causan defectos de nacimiento (al desactivar la proteína cereblon), y hace suponer que estas funciones opuestas podrían separarse para producir un medicamento más seguro, con la posibilidad de una aplicación más amplia. Publicación: noviembre de 2013. [Resumen de PubMed]
  • En Estados Unidos, los afroamericanos tienen una prevalencia más alta de padecer GMSI y una mayor probabilidad de que la GMSI evolucione en mieloma que los blancos e hispanos. Publicación: enero de 2014. [Resumen de PubMed]
  • Un paciente con una recaída de mieloma resistente al tratamiento presentó una remisión completa duradera cuando recibió tratamiento con un virus del sarampión manipulado que destruye en forma selectiva las células plasmáticas del mieloma. Publicación: mayo de 2014. [Resumen de PubMed]

Recursos adicionales sobre el mieloma

Nota: En esta página hay enlaces que llevan a información que solamente está disponible en inglés.
  • Publicación: 5 de noviembre de 2014