In English | En español
¿Prequntas sobre el cáncer?

Grados de comprobación científica de los estudios de cuidados médicos de apoyo (PDQ®)

Versión Profesional De Salud
Actualizado: 26 de agosto de 2010

Introducción

Los sumarios con información sobre cuidados médicos de apoyo del PDQ proporcionan descripciones de la fisiopatología y el tratamiento de las complicaciones físicas y psicosociales comunes del cáncer y su tratamiento, incluso complicaciones como el dolor, la ansiedad, la depresión, la fatiga y las náuseas y vómitos. Cada sumario para profesionales de la salud del PDQ incluye una descripción general, información acerca de la etiología, la evaluación y el manejo, y referencias de la bibliografía publicada.

El cuidado médico de apoyo para pacientes de cáncer, sus familias y las personas a cargo del paciente puede incluir la identificación y atenuación de las necesidades fisiológicas, psicológicas y espirituales.

  1. Las complicaciones fisiológicas tratadas actualmente en los sumarios de cuidados médicos de apoyo del PDQ son las siguientes:
    • Síndromes cardiopulmonares.
    • Fluctuación de la temperatura.
    • Complicaciones gastrointestinales.
    • Trastornos metabólicos.
    • Linfedema.
    • Náusea y vómito.
    • Complicaciones orales.
    • Dolor.
    • Problemas dermatológicos.
    • Disfunción sexual.
    • Anomalías del sueño.
    • Desnutrición.
    • Deshidratación.
    • Fatiga.
    • Caquexia.
    • Pérdida o aumento de peso.

  2. Las complicaciones psicológicas o conductuales tratadas actualmente en los sumarios de cuidados médicos de apoyo del PDQ son las siguientes:
    • Ansiedad.
    • Trastornos cognitivos.
    • Depresión.
    • Aflicción.
    • Dificultades de adaptación.
    • Trastorno por tensión postraumática.
    • Dependencia del tabaco o cese del hábito de fumar.
    • Manejo de la nutrición o el peso.
    • Abuso de sustancias psicotrópicas.

  3. Las preocupaciones espirituales y religiosas tratadas actualmente en los sumarios de cuidados médicos de apoyo del PDQ incluye los siguientes tópicos:
    • Espiritualidad.
    • Creencias religiosas.
    • Métodos de abordaje de estas preocupaciones.

Las referencias citadas en los sumarios de información sobre los cuidados médicos de apoyo del PDQ se obtienen principalmente de la bibliografía biomédica que ha sido revisada por expertos. La calidad y fiabilidad de tales informes publicados pueden variar considerablemente. Para ayudar a los lectores a evaluar la solidez de los hallazgos de los estudios clínicos de investigación, a menudo se emplea una jerarquización de los grados de comprobación científica. Estas jerarquizaciones por lo general tienen en cuenta la solidez del diseño del estudio y la solidez del resultado o resultados clínicos medidos. La investigación clínica sobre cuidados médicos de apoyo es factible en algunos entornos, pero difícil de conducir en otros tales como la etapa final de la vida. Además, del mismo modo que en otras áreas del campo de la medicina, las decisiones sobre cuidados médicos de apoyo se deben tomar en el contexto de los datos probatorios disponibles, que pueden ser más débiles que lo ideal.

En general, la calidad de los datos probatorios depende de los siguientes aspectos:

  • La idoneidad del estudio para responder a la hipótesis que se plantea.
  • La corrección del diseño, la ejecución, el análisis y la interpretación del estudio.

Para evaluar los resultados de intervenciones tanto médicas como psicosociales, las pruebas más fehacientes se obtienen a partir de ensayos clínicos bien diseñados, bien conducidos y aleatorizados. Para evaluar otras interrogantes, en particular las relacionadas con el tratamiento de los síntomas, los estudios descriptivos bien diseñados pueden aportar las pruebas prácticas de más peso. Los elementos particulares del diseño del estudio, como la naturaleza de la población en estudio o la duración de la observación, pueden ser cruciales para evaluar la calidad de un estudio. Los análisis de los estudios indicarán el grado de comprobación científica de los datos probatorios y cualquier factor de confusión debido al diseño.

Durante las fases tempranas de la investigación en un campo nuevo, la información pertinente a las necesidades de los pacientes y los médicos puede provenir de un número limitado de informes y datos con diferentes grados de solidez. Esta información puede incluir datos probatorios de las siguientes fuentes:

  • Estudios prospectivos bien diseñados (por ejemplo, ensayos aleatorizados, ensayos no aleatorizados, estudios de cohortes y series de casos clínicos).
  • Estudios transversales (por ejemplo, diseños de correlaciones en los que se usan diversos grados de complejidad analítica).
  • Estudios retrospectivos (por ejemplo, estudios de casos y controles, series de casos clínicos e informes de casos).

Los estudios pueden ser de intervención, pueden ser de observación, pueden incluir la autonotificación del proveedor o el paciente, o pueden ser análisis de informes).

En algunos casos, los mejores datos probatorios disponibles pueden reflejar experiencia clínica o profesional o la opinión de consenso de expertos. Todas las fuentes pueden aportar información pertinente para los pacientes y los médicos, quienes pueden estar obligados a tomar decisiones de tratamiento antes de que los mejores datos probatorios estén disponibles.

En vista de esta complejidad, el Consejo Editorial del PDQ sobre Cuidados Médicos de Apoyo adoptó un método pragmático para definir los grados de comprobación científica que utilizaría. Los grados utilizados por el Consejo abordan principalmente la solidez del diseño de un estudio según convenga a las hipótesis que se investigan. Los profesionales de la salud deben comprender fácilmente estos grados y estos deben servir como punto de partida para tratar la solidez de los resultados de un estudio.