Cannabis y canabinoides (PDQ®)–Versión para pacientes

  • Control de tamaño de fuente
  • Imprimir
  • Enviar por correo electrónico
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Pinterest

Aspectos generales

  • El Cannabis , que también se conoce como marihuana, es una planta que crece en muchas partes del mundo y que produce una resina que contiene compuestos llamados canabinoides. Algunos canabinoides son psicoactivos (actúan en el cerebro y cambian el estado de ánimo o la conciencia) (vea la Pregunta 1).
  • El uso de Cannabis con fines medicinales se remonta a los tiempos antiguos (vea la Pregunta 3).
  • Por ley federal, la posesión de Cannabis fuera del entorno de investigación aprobado, es ilegal en los Estados Unidos. Sin embargo, en un número creciente de estados, territorios y el Distrito de Columbia se promulgaron leyes para legalizar la marihuana medicinal (vea la Pregunta 1).
  • En los Estados Unidos, Cannabis es una sustancia controlada para la que se necesita un permiso especial para usarla (vea la Pregunta 1 y la Pregunta 3).
  • Los canabinoides son sustancias químicas activas en el Cannabis que causan efectos parecidos a los de los medicamentos en todo el cuerpo, incluso en el sistema nervioso central y el sistema inmunitario (vea la Pregunta 2).
  • El principal canabinoide activo en el Cannabis es el delta-9-THC. Otro canabinoide activo es el canabidiol (CBD), que puede aliviar el dolor y disminuir la inflamación y la ansiedad sin hacer que se "sientan los efectos de droga" del delta-9-THC (vea la Pregunta 2).
  • Los canabinoides se pueden tomar por vía oral, por inhalación o rociados debajo de la lengua (vea la Pregunta 5).
  • El Cannabis y los canabinoides se han estudiado en el laboratorio y en el ámbito clínico para aliviar el dolor, las náuseas y los vómitos, la ansiedad y la pérdida de apetito (vea la Pregunta 6 y la Pregunta 7).
  • El Cannabis y los canabinoides pueden tener beneficios en el tratamiento de los síntomas del cáncer o los efectos secundarios de las terapias contra el cáncer . Hay un creciente interés en el tratamiento con Cannabis y canabinoides para niños con síntomas como náuseas, aunque los estudios son limitados (vea la Pregunta 7).
  • Dos canabinoides (dronabinol y nabilona) son medicamentos aprobados por la Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) para la prevención o el tratamiento de las náuseas y vómitos inducidos por la quimioterapia (vea la Pregunta 7 y la Pregunta 10).
  • El Cannabis ha mostrado que destruye células cancerosas en el laboratorio (vea la Pregunta 6).
  • Por el momento, no hay suficientes pruebas para recomendar a los pacientes la inhalación o ingesta de Cannabis para el tratamiento de los síntomas relacionados con el cáncer o los efectos secundarios relacionados con el tratamiento del cáncer (vea la Pregunta 7).
  • El Cannabis no está aprobado por la FDA para su uso como tratamiento del cáncer (vea la Pregunta 9).

Preguntas y respuestas sobre Cannabis

  1. ¿Qué es Cannabis?

    El Cannabis , también conocida como marihuana, es una planta del Asia central que actualmente se cultiva en muchas partes del mundo. La planta Cannabis produce una resina que contiene compuestos llamados canabinoides. Algunos canabinoides son psicoactivos (actúan sobre el cerebro y cambian el estado de ánimo o la conciencia). En los Estados Unidos, el Cannabis es una sustancia controlada y se clasificó en la lista I (una droga con un potencial alto de adicción y sin utilidad médica aceptada en la actualidad).

    Los ensayos clínicos en los que se estudia el Cannabis medicinal en el cáncer son pocos. En los Estados Unidos, para hacer estudios con Cannabis los investigadores deben presentar una solicitud de medicamento nuevo en fase de investigación (IND) a la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA), obtener una autorización de la lista I de la Administración para el Control de Drogas (DEA) y pedir autorización al Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas (NIDA).

    Por ley federal, la posesión de Cannabis (marihuana) es ilegal en los Estados Unidos, fuera de entornos de investigación aprobados. Sin embargo, un número creciente de estados, territorios y el Distrito de Columbia promulgaron leyes para legalizar la marihuana medicinal. (Vea la Pregunta 4).

  2. ¿Qué son los canabinoides?

    Los canabinoides son sustancias químicas activas en el Cannabis que causan efectos similares a los medicamentos en todo el cuerpo, incluso el sistema nervioso central y el sistema inmunitario. También se conocen como fitocanabinoides. El principal canabinoide activo en Cannabis es el delta-9-THC. Otro canabinoide activo es el canabidiol (CBD), que puede aliviar el dolor y disminuir la inflamación y la ansiedad sin hacer que se "sientan los efectos de droga" del delta-9-THC.

    Los canabinoides pueden ser útiles para tratar los efectos secundarios del cáncer y del tratamiento del cáncer.

    Otros posibles efectos de los canabinoides son:

  3. ¿Cuáles son los antecedentes del uso médico de Cannabis?

    El consumo de Cannabis con fines medicinales se remonta por lo menos a 3.000 años. Se empezó a usar en la medicina occidental en el siglo XIX y se dijo que aliviaba el dolor, la inflamación, los espasmos y las convulsiones.

    En 1937, el Departamento del Tesoro de los Estados Unidos comenzó a imponer impuestos al Cannabis según la Marijuana Tax Act (Ley de Impuesto a la Marihuana) de un dólar por onza para consumo medicinal y cien dólares por onza para el consumo de otro tipo. La Asociación Médica Americana (AMA) se opuso a esta reglamentación de Cannabis y no quiso que se limitaran los estudios sobre sus posibles beneficios medicinales. En 1942, el Cannabis se retiró de la Farmacopea de los Estados Unidos por las continuas preocupaciones sobre su inocuidad. En 1951, el Congreso aprobó la Ley Boggs, que por primera vez incluyó el Cannabis con las drogas tipo narcóticas.

    Conforme con la Ley de Sustancias Controladas (Controlled Substances Act) adoptada por el congreso en 1970, la marihuana se clasificó como droga de la lista I. Otras drogas de la lista I son la heroína, la lisergida (LSD), la mescalina, la metacualona y el gammahidroxibutirato (GHB).

    Aunque no se creía que Cannabis tuviera utilidad medicinal, el gobierno de los Estados Unidos lo distribuyó a los pacientes, caso por caso, en el marco del programa de uso compasivo de un nuevo medicamento en investigación (Compassionate Use Investigational New Drug [IND]) que comenzó en 1978. Este programa cerró para pacientes nuevos en 1992.

    Investigadores han estudiado cómo actúan los canabinoides sobre el cerebro y otras partes del cuerpo. Los receptores de canabinoides (moléculas que se unen a los canabinoides) se descubrieron en las células del cerebro y las células nerviosas en otras partes del cuerpo. La presencia de receptores de canabinoides en células del sistema inmunitario indica que los canabinoides pueden cumplir con una función en la inmunidad.

    El nabiximols (Sativex) es un extracto de Cannabis compuesto de delta-9-THC y canabidiol (CBD). El nabiximols está aprobado en el Canadá (bajo la Notice of Compliance with Conditions) para el alivio del dolor en pacientes de cáncer en estadio avanzado o esclerosis múltiple.

  4. Si Cannabis es ilegal, ¿cómo lo utilizan algunos pacientes de cáncer en los Estados Unidos?

    Aunque la ley federal prohíbe el consumo de Cannabis, en el cuadro a continuación se muestran los estados y territorios donde se legalizó el Cannabis con fines médicos. Otros estados legalizaron solo un ingrediente del Cannabis, como el canabidiol (CBD), y esos estados no se incluyen en el mapa. Las leyes sobre marihuana médica varían de estado a estado.

    AmpliarMapa que muestra los estados y territorios en los Estados Unidos que han aprobado el uso terapéutico del Cannabis.
    Mapa que muestra los estados y territorios en los Estados Unidos que han aprobado el uso terapéutico del Cannabis.

  5. ¿Cómo se administra Cannabis?

    El Cannabis se puede tomar por vía oral o se puede inhalar. Cuando se toma por vía oral (en productos horneados o como un té de hierbas), el principal ingrediente psicoactivo de Cannabis (delta-9-THC) lo procesa el hígado, por lo que se produce un producto químico psicoactivo adicional.

    Cuando se fuma y se inhala Cannabis, los canabinoides entran rápidamente en el torrente sanguíneo. El producto químico psicoactivo adicional se produce en cantidades más pequeñas que cuando se toma por vía oral.

    En número creciente de ensayos clínicos, se está estudiando una medicina producida con un extracto de Cannabis que contiene cantidades específicas de canabinoides. Esta medicina se pulveriza bajo la lengua.

  6. ¿Se ha llevado a cabo algún estudio preclínico (de laboratorio o con animales) en el que se use Cannabis o canabinoides?

    En los estudios preclínicos de los canabinoides, se investigó lo siguiente:

    Actividad antitumoral

    • En los estudios de ratones y ratas, se observó que los canabinoides pueden inhibir el crecimiento tumoral al causar destrucción celular y bloquear la multiplicación celular y el crecimiento de los vasos sanguíneos que los tumores necesitan para crecer. En los estudios de laboratorio y con animales, se observó que los canabinoides pueden destruir células cancerosas al mismo tiempo que se protegen las células normales.
    • En un estudio de ratones, se observó que los canabinoides pueden proteger contra la inflamación del colon y pueden tener potencial en la reducción del riesgo de cáncer de colon y, posiblemente, en su tratamiento.
    • En un estudio de laboratorio de delta-9-THC en el carcinoma hepatocelular (cáncer de hígado), se observó que daña o destruye las células cancerosas. En el mismo estudio de delta-9-THC en ratones modelo de cáncer de hígado, se observó que tenía efectos antitumorales. Se observó que delta-9-THC causa estos efectos al actuar sobre moléculas que también se pueden encontrar en el cáncer de pulmón de células no pequeñas y en las células de cáncer de mama.
    • En un estudio de laboratorio de canabidiol (CBD) en células de cáncer de mama con receptor de estrógeno positivo y receptor de estrógeno negativo, se observó que causó la destrucción de células cancerosas, mientras que tuvo poco efecto en células normales de mama. En los estudios en ratones modelos de cáncer de mama metastásico, se observó que los canabinoides pueden disminuir el crecimiento, el número, y la diseminación de tumores.
    • En un estudio de laboratorio de canabidiol (CBD) en células de glioma humano, se observó que, cuando se administra junto con quimioterapia, el CDB puede hacer que la quimioterapia sea más eficaz y aumentar la destrucción de células cancerosas sin dañar las células normales. En los estudios de ratones modelo de cáncer, se observó que CBD con delta-9-THC pueden hacer que la quimioterapia sea más efectiva (por ejemplo con temozolomida).

    Estimulación del apetito

    • En muchos estudios con animales, se observó que delta-9-THC y otros canabinoides estimulan el apetito y pueden aumentar la ingesta de alimentos.

    Alivio del dolor

    • Los receptores canabinoides (moléculas que se unen a los canabinoides) se han estudiado en el cerebro, la médula espinal y las terminaciones de los nervios de todo el cuerpo de animales para entender sus funciones en el alivio del dolor.
    • Los canabinoides se han estudiado por los efectos antinflamatorios que pueden desempeñar una función en el alivio del dolor.
    • En los estudios con animales se observó que los canabinoides previenen los problemas en los nervios (dolor, entumecimiento, hormigueo, hinchazón y debilidad en los músculos) causados por algunos tipos de quimioterapia.

    Náuseas y vómitos

    • Los receptores de canabinoides están en las células del cerebro que parecen cumplir una función en el control de las náuseas y vómitos. En los estudios con animales se observó que el delta-9-THC y otros canabinoides pueden actuar sobre los receptores de canabinoides y prevenir los vómitos causados por ciertos tipos de quimioterapia.

    Ansiedad y sueño

    • Los receptores de canabinoides del cerebro y de otras partes del sistema nervioso parecen cumplir una función en el control del estado de ánimo y la ansiedad.
    • En varios modelos con animales se observaron los efectos del canabidiol (CBD) en el control de la ansiedad.
  7. ¿Se llevó a cabo algún ensayo clínico (estudio de investigación con personas) del consumo de Cannabis o de canabinoides de pacientes de cáncer?

    No se encontraron ensayos de Cannabis para el tratamiento del cáncer en seres humanos en la base de datos de CAM en PubMed mantenida por los Institutos Nacionales de Salud.

    El Cannabis y los canabinoides se estudiaron en ensayos clínicos como formas de manejar los efectos secundarios del cáncer y los tratamientos del cáncer, como los siguientes:

    Cáncer

    Náuseas y vómitos

    • Delta-9-THC tomado por vía oral: dos medicamentos canabinoides aprobados en los Estados Unidos están disponibles bajo los nombres de dronabinol y nabilona. Tanto dronabinol como nabilona están aprobados por la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) para el tratamiento de las náuseas y los vómitos relacionados con la quimioterapia en pacientes que no respondieron al tratamiento estándar. En muchos ensayos clínicos, se observó que tanto el dronabinol como la nabilona funcionaron igual o mejor que algunos de los medicamentos más débiles aprobados por la FDA para aliviar las náuseas y los vómitos. Los medicamentos más nuevos administrados para las náuseas y vómitos relacionados con la quimioterapia no se han comparado directamente con Cannabis o canabinoides en pacientes de cáncer.
    • Inhalación de Cannabis: en diez ensayos pequeños se estudió la inhalación de Cannabis para el tratamiento de las náuseas y los vómitos relacionados con la quimioterapia. Se utilizaron distintos métodos de estudio y medicamentos de quimioterapia con resultados mixtos. No hay suficiente información para interpretar estos hallazgos.
    • En un ensayo clínico aleatorizado, controlado con placebo, doble ciego pequeño, llevado a cabo en España, se observó que un aerosol oral con delta-9-THC y canabidiol (CBD): nabiximols, un extracto de Cannabis que se administra mediante pulverizaciones en la boca, sirve para tratar las náuseas y los vómitos causados por la quimioterapia.
    • Hay un interés creciente sobre el tratamiento con Cannabis y canabinoides para niños con síntomas como las náuseas, aunque son pocos los estudios. La American Academy of Pediatrics (Academia estadounidense de pediatría) no acepta el uso de Cannabis y canabinoides debido a preocupaciones sobre el desarrollo cerebral.

    Estimulación del apetito

    • Delta-9-THC tomado por vía oral: en un ensayo clínico se comparó delta-9-THC (dronabinol) y un medicamento estándar (megestrol) en pacientes de cáncer avanzado con pérdida de apetito. Los resultados mostraron que delta-9-THC no fue tan eficaz para aumentar el apetito o la ganancia de peso en pacientes de cáncer avanzado en comparación con el tratamiento estándar. Sin embargo, en un ensayo clínico de pacientes con VIH o SIDA y pérdida de peso, se encontró que aquellos que tomaron delta-9-THC habían aumentado el apetito y se detuvo la pérdida de peso en comparación con los pacientes que tomaron un placebo.
    • Cannabis inhalado: no hay estudios publicados sobre el efecto de Cannabis inhalado en pacientes de cáncer con pérdida de apetito. En los estudios de personas sanas que inhalaron Cannabis, se observó que consumieron más calorías, especialmente bocadillos ricos en grasa y dulces.

    Alivio del dolor

    • Combinación de canabinoides con opioides: en un estudio pequeño de 21 pacientes con dolor crónico, la combinación de Cannabis vaporizado con morfina alivió mejor el dolor que la morfina sola, mientras que la combinación de Cannabis vaporizado con oxicodona no produjo significativamente mayor alivio del dolor. Estos hallazgos se deben probar en estudios posteriores.
    • Delta-9-THC tomado por vía oral: en dos ensayos clínicos pequeños de delta-9-THC oral, se observó que alivió el dolor producido por el cáncer. En el primer estudio, los pacientes lograron un buen alivio del dolor así como el alivio de las náuseas y vómitos, y mejor apetito. En un segundo estudio, se observó que delta-9-THC se podría administrar en dosis que produjeran alivio del dolor comparable al de la codeína. En un estudio de observación de nabilona, también se observó que alivió el dolor del cáncer, junto con las náuseas, la ansiedad y el sufrimiento cuando se la comparó con las personas que no recibieron tratamiento. Ni el dronabinol ni la nabilona están aprobados por la FDA para el tratamiento del dolor.
    • Medicina con extracto de la planta de Cannabis: en un estudio de un extracto de la planta de Cannabis que contenía cantidades específicas de canabinoides, que fue rociado debajo de la lengua, se encontró que era eficaz en pacientes de cáncer avanzado cuyo dolor no se alivió con opioides fuertes solos. Los pacientes que recibieron las dosis más bajas de canabinoides rociados mostraron notablemente mejor control del dolor y menos pérdida de sueño en comparación con los pacientes que recibieron un placebo. Los resultados mostraron que, para algunos pacientes, el control del dolor relacionado con el cáncer continuó sin necesidad de dosis más altas de aerosol o dosis más altas de sus otras medicinas para el dolor.

    Ansiedad y sueño

    • Inhalación de Cannabis: en una serie de casos pequeña, se encontró que los pacientes que inhalaron Cannabis mejoraron el estado de ánimo, la sensación de bienestar y presentaron menos ansiedad.
  8. ¿Se han notificado efectos secundarios o riesgos de Cannabis y canabinoides?

    Los efectos secundarios adversos de los canabinoides pueden incluir:

    Debido a que el humo de Cannabis contiene muchas de las mismas sustancias que el humo del tabaco, hay preocupaciones acerca de cómo el Cannabis inhalado afecta los pulmones. En un estudio de más de 5.000 hombres y mujeres sin cáncer durante un período de 20 años, se encontró que el consumo de tabaco se vinculó con alguna pérdida de la función pulmonar, pero que el consumo ocasional y bajo de Cannabis no se relacionó con la pérdida de la función pulmonar.

    Dado que el consumo de Cannabis durante un largo tiempo puede tener efectos nocivos sobre el sistema endocrino y el sistema reproductor, se han estudiado las tasas de tumores de células germinales del testículo (TCGT) en consumidores de Cannabis. Se necesitan estudios más grandes que sigan a los pacientes a lo largo del tiempo y estudios de laboratorio de los receptores de canabinoides en TCGT para encontrar si hay un vínculo entre el consumo de Cannabis y un riesgo más alto de TCGT.

    Se realizó una revisión de las tasas de cáncer de vejiga de más de 84.000 consumidores y no consumidores de Cannabis que participaron en el Men's Health Study (estudio de salud masculina) llevado a cabo en California. Después de más de 16 años de seguimiento y de ajuste por edad, raza o grupo étnico, e índice de masa corporal (IMC), se encontró que las tasas de cáncer de vejiga eran 45% menores en los consumidores de Cannabis que en los hombres que informaron que no consumían Cannabis.

    Tanto Cannabis como los canabinoides pueden ser adictivos.

    Los síntomas de abstinencia de los canabinoides pueden incluir:

    • Irritabilidad.
    • Dificultad para dormir.
    • Inquietud.
    • Sofocos.
    • Náuseas y calambres (poco frecuentes).

    Estos síntomas son leves en comparación con la abstinencia de opioides y habitualmente disminuyen después de unos días.

  9. ¿El Cannabis o los canabinoides están aprobados por la Administración de Medicamentos y Alimentos para su uso como tratamiento del cáncer en los Estados Unidos?

    La Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos no ha aprobado el Cannabis o los canabinoides para su uso como tratamiento del cáncer.

  10. ¿El Cannabis o los canabinoides están aprobados por la Administración de Medicamentos y Alimentos para su uso como tratamiento de los síntomas relacionados con el cáncer o los efectos secundarios del tratamiento del cáncer?

    Cannabis no está aprobado por la Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) para el tratamiento de ningún síntoma del cáncer o efecto secundario del tratamiento del cáncer.

    Dos canabinoides (dronabinol y nabilona) fueron aprobados por la FDA para el tratamiento de las náuseas y los vómitos relacionados con la quimioterapia en pacientes que no respondieron al tratamiento estándar.

Ensayos clínicos en curso

Consultar la lista de estudios o ensayos clínicos sobre cáncer auspiciados por el NCI a fin de identificar ensayos clínicos de terapias integrales, alternativas y complementarias sobre marijuana, nabilone, dronabinol y nabiximols que actualmente aceptan pacientes. Nota: los resultados obtenidos solo están en inglés.

Asimismo, se dispone de información general sobre ensayos clínicos en el portal de Internet del NCI.

Información sobre este sumario del PDQ

Información sobre el PDQ

El Physician Data Query (PDQ) es la base de datos integral del Instituto Nacional del Cáncer (NCI) que contiene información completa sobre el cáncer. La base de datos del PDQ incluye sumarios de la última información publicada sobre la prevención, detección, genética, tratamiento, cuidados médicos de apoyo, y medicina complementaria y alternativa relacionada con el cáncer. La mayoría de los sumarios se presentan en dos versiones. Las versiones para profesionales de la salud tienen información detallada escrita en lenguaje técnico. Las versiones para pacientes se escriben en un lenguaje fácil de comprender, que no es técnico. Ambas versiones tienen información sobre el cáncer que es exacta y actualizada. Además, las versiones también están disponibles en inglés.

El PDQ es uno de los servicios del NCI. El NCI forma parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH). El NIH es el centro principal de investigación biomédica del gobierno federal. Los sumarios del PDQ se basan en una revisión independiente de la literatura médica. No son declaraciones de políticas del NCI o el NIH.

Propósito de este sumario

Este sumario del PDQ con información sobre el cáncer contiene información actualizada sobre el uso del Cannabis y canabinoides en el tratamiento de personas con cáncer. Tiene como objetivo informar y ayudar a los pacientes, las familias y las personas a cargo de pacientes. No provee pautas o recomendaciones formales para la toma de decisiones relacionadas con la atención de la salud.

Revisores y actualizaciones

Los Consejos Editoriales redactan los sumarios de información sobre el cáncer del PDQ y los actualizan. Estos Consejos están compuestos por expertos en el tratamiento del cáncer y otras especialidades relacionadas con este. Los sumarios se revisan regularmente y se les incorporan cambios a medida que se obtiene nueva información. La fecha de cada sumario ("Actualizado") indica la fecha del cambio más reciente.

La información en este sumario para pacientes se tomó de la versión para profesionales de la salud, que el Consejo Editorial del PDQ® sobre las terapias integrales, alternativas y complementarias revisa con regularidad y actualiza cuando es necesario.

Información sobre ensayos clínicos

Un estudio o ensayo clínico es un estudio para responder a una pregunta científica; por ejemplo, si un tratamiento es mejor que otro. Los ensayos se basan en estudios anteriores y lo se aprendió en el laboratorio. Cada ensayo responde a ciertas preguntas científicas dirigidas a encontrar maneras nuevas y mejores de ayudar a los pacientes de cáncer. Durante los ensayos clínicos de tratamiento, se recoge información acerca de los efectos de un tratamiento nuevo y su eficacia. Si un ensayo clínico indica que un tratamiento nuevo es mejor que el tratamiento estándar, el tratamiento nuevo se puede convertir en "estándar". Los pacientes deberían considerar participar en un ensayo clínico. Algunos ensayos clínicos están abiertos solo a los pacientes que no han comenzado un tratamiento.

La lista en inglés de ensayos clínicos del PDQ están disponibles en línea en el portal de Internet del NCI. La lista de muchos médicos que participan en ensayos clínicos también se encuentra en el PDQ. Para mayor información, llamar al Servicio de información sobre cáncer al 1-800-4-CANCER (1-800-422-6237).

Permisos para el uso de este sumario.

PDQ es una marca registrada. Aunque el contenido de los documentos del PDQ se puede usar libremente como texto, este no se puede identificar como un sumario de información sobre cáncer del PDQ del NCI, a menos que se reproduzca en su totalidad y se actualice con regularidad. Sin embargo, se permitirá que un usuario tendría permiso para escribir una oración como "El sumario de información sobre el cáncer del PDQ del NCI sobre la prevención del cáncer de mama indica los siguientes riesgos: "[incluir extracto del sumario]".

El formato preferido para citar un sumario del PDQ es el siguiente:

PDQ® . PDQ Cannabis y canabinoides. Bethesda, MD: National Cancer Institute. Actualización: <MM/DD/YYYY>. Disponible en: http://www.cancer.gov/espanol/cancer/tratamiento/mca/paciente/cannabis-pdq. Fecha de acceso: <MM/DD/YYYY>.

Las imágenes que aparecen en los sumarios del PDQ se usan con permiso de los autores, artistas o la casa editorial para su sola inclusión en los sumarios del PDQ. El permiso para usar imágenes fuera del contexto de información del PDQ se debe obtener del propietario; el Instituto Nacional del Cáncer no lo puede otorgar. Para mayor información sobre el uso de las gráficas en este sumario, así como muchas otras imágenes relacionadas con el cáncer, consultar el enlace Visuals Online. Visuals Online es una colección de más de 2.000 imágenes científicas.

Cláusula sobre el descargo de responsabilidad

No se debe usar la información contenida en estos sumarios para tomar decisiones acerca del reembolso de seguros. Para mayor información sobre cobertura de seguros, consultar la página Manejo de la atención del cáncer, disponible en Cancer.gov.

Para mayor información

En Cancer.gov/espanol se ofrece más información sobre cómo comunicarse o recibir ayuda en la página ¿En qué podemos ayudarle?. Las preguntas también se pueden enviar por correo electrónico utilizando el Formulario de comunicación.

Información general sobre medicina complementaria y alternativa

La medicina complementaria y alternativa (MCA), también conocida como medicina integral, incluye una amplia gama de filosofías, enfoques y tratamientos de sanación. Se dice que un tratamiento es complementario cuando se usa con un tratamiento convencional; se le llama alternativo cuando se usa en lugar de un tratamiento convencional. (Los tratamientos convencionales son aquellos que la comunidad médica en general acepta y practica.) Dependiendo de cómo se utilicen, algunos tratamientos, se pueden considerar complementarios o alternativos. Los tratamientos complementarios o alternativos se usan en un esfuerzo para prevenir las enfermedades, reducir la tensión, evitar o disminuir los efectos secundarios y los síntomas, o controlar o curar una enfermedad.

A diferencia de los tratamientos convencionales para el cáncer, los tratamientos complementarios y alternativos por lo general no están cubiertos por las compañías de seguros. Los pacientes deben confirmar con su compañía de seguro médico si su póliza cubre los tratamientos complementarios y alternativos.

Los pacientes de cáncer que consideren someterse a tratamientos complementarios o alternativos, deben consultar sobre esta decisión al médico, el enfermero o el farmaceuta, al igual que lo harían con cualquier enfoque terapéutico, ya que algunos tratamientos complementarios y alternativos pueden interferir con el tratamiento estándar o resultar dañinos cuando se usan con el tratamiento convencional.

Evaluación de los enfoques de la medicina complementaria y alternativa

Es importante que para los tratamientos de MCA se usen las mismas evaluaciones rigurosamente científicas que se usan para evaluar los enfoques convencionales. El Instituto Nacional del Cáncer (NCI) y el Centro Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa (NCCAM) patrocinan varios ensayos clínicos (estudios de investigación) en centros médicos para evaluar los tratamientos de MCA para el cáncer.

Por lo general, se han estudiado abordajes convencionales para el tratamiento del cáncer para determinar su seguridad y eficacia mediante un proceso científico riguroso que incluye ensayos clínicos con grupos numerosos de pacientes. Con relación a los métodos complementarios y alternativos es menos lo que se sabe sobre su eficaciay segurridad inocuidad de los métodos complementarios y alternativos. Muy pocos tratamientos de MCA han sido sometidos a investigaciones rigurosas. Un número reducidode tratamientos de MCA que originalmente se consideraban enfoques puramente alternativos estan teniendo un visto bueno en el tratamiento del cáncer, no como curas, sino como tratamientos complementarios que puedenn ayudar a los pacientes a sentirse mejor y recuperarse más pronto. Uno ejemplo de esto es la acupuntura. De acuerdo con un panel de expertos delos Institutos Nacionales de la Salud (NIH), en noviembre de 1997, se reconoció que la acupuntura se le ha reconocido como eficaz en el tratamiento de laa náuseas y los vómitos provocados por la quimioterapia y en el control del dolor relacionado con la cirugía. Por el contrario, se han estudiadoalgunos enfoques, como el uso de laetrile, y se observó que no eran ineficaces o resuntamente dañinos.

The NCI Best Case Series Program (disponible solo en inglés), que se fundó en 1991, es una forma en que se investigan los abordajes de MCA que se usan en la práctica. La Oficina de Medicina Complementaria y Alternativa para el Cáncer del NCI supervisa este programa. Los profesionales de la salud que ofrecen tratamientos alternativos para combatir el cáncer remiten los antecedentes médicos de sus pacientes y los materiales relacionados a la OCCAM , y esta realiza una revisión crítica de los materiales y fomenta estrategias de investigación de seguimiento destinadas a garantizar las investigaciones iniciadas por el NCI.

Preguntas para su proveedor de salud sobre la medicina complementaria y alternativa

Cuando los pacientes están tomando en cuenta los tratamientos complementarios y alternativos, deben hacer las siguientes preguntas a su proveedor de atención de la salud:

  • ¿Qué efectos secundarios se pueden esperar?
  • ¿Cuáles son los riesgos relacionados con este tratamiento?
  • ¿Los beneficios son mayores que los riesgos?
  • ¿Qué beneficios se deben esperar de este tratamiento?
  • ¿El tratamiento puede interferir con el tratamiento convencional?
  • ¿Este tratamiento es parte de un ensayo clínico?
  • De ser así, ¿quién patrocina este ensayo?
  • ¿Mi seguro cubre este tratamiento?

Información adicional

El Centro Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa (NCCAM)

El Centro Nacional de Medicina Complementaria y Alternativa (NCCAM) de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH) facilita la investigación y la evaluación de las prácticas de medicina complementaria y alternativa y provee información acerca de una variedad de enfoques para los profesionales del sector salud y el público general.

  • NCCAM Clearinghouse
  • Post Office Box 7923 Gaithersburg, MD 20898–7923
  • Teléfono: 1–888–644–6226 (línea gratuita) 301–519–3153 (para llamadas internacionales)
  • TTY (para personas sordas o con dificultades auditivas): 1–866–464–3615
  • Fax: 1–866–464–3616
  • E-mail: info@nccam.nih.gov
  • Portal de Internet: http://nccam.nih.gov (disponible solo en inglés)

Medicina complementaria y alternativa en PubMed

El NCCAM y la Biblioteca Nacional de Medicina (NLM) de los NIH crearon conjuntamente CAM on PubMed (disponible en inglés), una herramienta de búsqueda gratuita y fácil de usar, a fin de encontrar citas de revistas científicas sobre cuidados médicos de apoyo. Como un subconjunto de la base de datos bibliográficos PubMed de la NLM, CAM on PubMed incluye más de 230.000 referencias y resúmenes de artículos sobre cuidados médicos de apoyo en revistas científicas. Esta base de datos también ofrece enlaces a las páginas de Internet de más de 1.800 revistas, lo que permite a los usuarios tener acceso a los artículos completos. (Es posible que se deba pagar una suscripción u otro cargo para leer los artículos completos). CAM on PubMed está disponible por medio del Portal de Internet del NCCAM (disponible solo en inglés). También está disponible por medio de la base de datos bibliográficos de PubMed de la NLM (solo en inglés), al seleccionar la pestaña "Limits" y escoger el subconjunto "Complementary Medicine".

Oficina de Medicina Complementaria y Alternativa para el Cáncer

La Oficina de Medicina Complementaria y Alternativa para el Cáncer (OCCAM) del NCI coordina las actividades de esta institución en el área de la medicina complementaria y alternativa (CAM). La OCCAM sustenta la investigación sobre la CAM para el cáncer y ofrece información a los proveedores de cuidados de la salud y al público general por medio del Portal de Internet del NCI (disponible solo en inglés).

Servicio de Información sobre el Cáncer del Instituto Nacional del Cáncer (NCI)

Los residentes de Estados Unidos pueden llamar a la línea gratuita del Servicio de Información sobre el Cáncer del NCI: 1-800-4-CANCER (1-800-422-6237) de lunes a viernes, de 8:00 am a 8:00 pm. Un especialista capacitado en información sobre el cáncer estará disponible para contestar sus preguntas.

Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos

La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA) reglamenta los medicamentos y los dispositivos médicos para asegurar que sean seguros y eficaces.

Comisión Federal de Comercio

La Comisión Federal de Comercio (FTC) garantiza el cumplimiento de las leyes de protección al consumidor. Las siguientes son algunas de las publicaciones disponibles de este organismo:

  • Cuidando Su Salud: Fuentes de Información sobre Productos y Servicios para la Salud
  • Fraudulent Health Claims: Don’t Be Fooled
  • Consumer Response Center
  • Federal Trade Commission
  • CRC-240
  • Washington, DC 20580
  • Teléfono: 1-877-FTC-HELP (1-877-382-4357) (línea gratuita)
  • TTY (para personas sordas o con dificultades auditivas): 202-326-2502
  • Portal de Internet: http://www.ftc.gov/es
  • Actualización: 15 de junio de 2016

Este texto puede copiarse o usarse con toda libertad. Sin embargo, agradeceremos que se dé reconocimiento al Instituto Nacional del Cáncer como creador de esta información. El material gráfico puede ser propiedad del artista o del editor por lo que tal vez sea necesaria su autorización para poder usarlo.