In English | En español
¿Prequntas sobre el cáncer?

Síndromes cardiopulmonares (PDQ®)

Versión Paciente
Actualizado: 10 de octubre de 2014

Aspectos generales de los síndromes cardiopulmonares

Los síndromes cardiopulmonares son afecciones del corazón y los pulmones que pueden ser por causa del cáncer u otros problemas de salud. En este sumario se analizan cinco síndromes cardiopulmonares que se pueden presentar a causa de un cáncer:

Este sumario se refiere a los síndromes cardiopulmonares en adultos y niños con cáncer. Los títulos de las secciones muestran cuando la información es acerca de los niños.

Disnea durante el cáncer avanzado



Muchas afecciones pueden causar disnea.

La disnea es la sensación de dificultad o incomodidad para respirar, o de no conseguir suficiente aire. También se puede llamar falta de aliento o falta de aire. En los pacientes de cáncer, las causas de la disnea pueden ser las siguientes:

El diagnóstico de la causa de la disnea ayuda a planificar el tratamiento.

Las pruebas y procedimientos de diagnóstico pueden ser los siguientes:

  • Examen físico y antecedentes: examen del cuerpo para revisar el estado general de salud, como los signos o síntomas de la disnea, como respiración rápida o el uso de los músculos del cuello o el pecho para respirar. También se toman datos sobre los hábitos de salud del paciente, así como los antecedentes de enfermedades y los tratamientos aplicados en cada caso. El médico preguntará también cuándo se presenta la disnea, cómo se siente, si hay otros signos o síntomas que ocurren al mismo tiempo de la disnea y cualquier cosa que la mejora o empeora.

  • Evaluación funcional: examen que se realiza para determinar el modo en que la disnea afecta la capacidad del paciente para realizar actividades de la vida diaria como comer, bañarse o subir escaleras. Este examen puede incluir una prueba de caminata de 6 minutos (6MWT) para medir la distancia que usted cubre caminando en una superficie dura y plana en 6 minutos.

  • Radiografía del tórax: radiografía de los órganos y huesos del interior del pecho. Un rayo X es un tipo de haz de energía que puede atravesar el cuerpo y plasmarse en una película que muestra una imagen de áreas del interior del cuerpo.
    Ampliar
    Radiografía del tórax; el dibujo muestra a la paciente de pie con la espalda hacia la máquina de rayos-X. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho.  Los rayos X  pasan a través del paciente y se plasman en una película.
    Radiografía del tórax. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho. Los rayos X pasan a través del cuerpo y se plasman en una película.

  • Exploración por TC (exploración por TAC): procedimiento mediante el cual se toma una serie de imágenes detalladas del interior del cuerpo, desde ángulos diferentes. Las imágenes son creadas por una computadora conectada a una máquina de rayos X. Se puede inyectar un tinte en una vena o se ingiere, a fin de que los órganos o los tejidos se destaquen más claramente. Este procedimiento también se llama tomografía computada, tomografía computarizada o tomografía axial computarizada.

  • Recuento sanguíneo completo: procedimiento para el que se toma una muestra de sangre para verificar los siguientes elementos:

  • Prueba de saturación del oxígeno: procedimiento para determinar la cantidad de oxígeno que transportan los glóbulos rojos. Una cantidad de oxígeno menor que la normal puede ser un signo de enfermedad pulmonar u otros problemas médicos. Un método utiliza un dispositivo sujeto al dedo. El dispositivo detecta la cantidad de oxígeno en la sangre que fluye en los vasos sanguíneos pequeños del dedo. Otro método utiliza una muestra de sangre que se toma de una arteria, generalmente de la muñeca, en la que se determina la cantidad de oxígeno.

  • Prueba de presión inspiratoria máxima (PIM): la PIM es la máxima presión que se puede alcanzar en los pulmones mientras se inspira. Cuando el paciente respira a través de un dispositivo que se llama manómetro, el dispositivo mide la presión. La información se envía a una computadora. El nivel de la presión muestra la fuerza de los músculos respiratorios.

Puede ser posible tratar la causa de la disnea.

El tratamiento puede incluir los siguientes procedimientos:

  • Radioterapia: la radioterapia es un tratamiento para el cáncer para el que se usan rayos X de alta energía para destruir células cancerosas o impedir que crezcan. Para la radioterapia externa se usa una máquina fuera del cuerpo para enviar la radiación hacia el cáncer.

  • Quimioterapia: la quimioterapia es un tratamiento para el cáncer para el que se usan medicamentos para impedir el crecimiento de células cancerosas, ya sea destruyendo las células o impidiendo que se multipliquen. Cuando la quimioterapia se toma por boca o se inyecta en una vena o músculo, los medicamentos entran en el torrente sanguíneo y pueden llegar a las células cancerosas de todo el cuerpo (quimioterapia sistémica). Cuando la quimioterapia se coloca directamente en el líquido cefalorraquídeo, un órgano o una cavidad corporal como el abdomen, los medicamentos afectan principalmente las células cancerosas de esas áreas (quimioterapia regional). La forma en que se administra la quimioterapia depende del tipo y el estadio del cáncer que se está tratando.

  • Terapia láser para tumores de las vías respiratorias grandes: se usa un rayo láser (un haz angosto de luz intensa) como si fuera un cuchillo para extirpar el tumor.

  • Cauterización de tumores en el interior de las vías respiratorias grandes: se usa un instrumento caliente, una corriente eléctrica o una sustancia cáustica para destruir el tumor.

  • Procedimientos para extraer líquido que se acumuló alrededor de los pulmones (derrame pleural maligno), alrededor del corazón (derrame pericárdico maligno) o en la cavidad abdominal (ascitis). (Para mayor información, consultar las secciones sobre el control de signos y síntomas del derrame pleural maligno y el derrame pericárdico maligno).

  • Colocación de una endoprótesis: cirugía para colocar una endoprótesis (tubo delgado) en una vía respiratoria para mantenerla abierta. Esto se puede realizar si una vía respiratoria grande está bloqueada por un tumor que la presiona desde afuera.

  • Medicinas:

  • Transfusiones de sangre para la anemia.

El tratamiento de la disnea depende de lo que la causa.

El tratamiento de la disnea depende de su causa, como se explica a continuación:

Si la causa de la disnea es: Entonces, el tratamiento puede ser: 
Un tumor que bloquea las vías respiratorias mayores o menores del pecho o el pulmónRadioterapia.
Quimioterapia, para tumores que habitualmente responden rápido a este tratamiento.
Cirugía láser para extirpar el tumor.
Cauterización de tumores.
Derrame pleuralExtracción del líquido extra alrededor del pulmón mediante una aguja o un drenaje del pecho.
Derrame pericárdicoExtracción del líquido extra alrededor del corazón mediante una aguja.
AscitisExtracción del líquido extra de la cavidad abdominal mediante una aguja.
Linfangitis carcinomatosaTerapia con esteroides.
Quimioterapia, para tumores que habitualmente responden rápido a este tratamiento.
Síndrome de la vena cava superior Quimioterapia, para tumores que habitualmente responden rápido a este tratamiento.
Radioterapia.
Cirugía para colocar una endoprótesis en la vena cava superior para mantenerla abierta.
Infecciones del pechoAntibióticos.
Tratamientos de respiración.
Coágulos sanguíneosAnticoagulantes.
Espasmos bronquiales o enfermedad pulmonar obstructiva crónicaBroncodilatadores.
Esteroides inhalados.
Insuficiencia cardíacaDiuréticos y otros medicamentos para el corazón.
AnemiaTransfusión de sangre.

El tratamiento se puede administrar para controlar los signos y los síntomas de disnea.

El tratamiento para controlar los signos y los síntomas de disnea puede incluir los siguientes procedimientos:

  • Oxigenoterapia: los pacientes que no pueden recibir suficiente oxígeno del aire pueden recibir oxígeno extra para inhalar de un tanque. También se pueden recetar dispositivos que aumentan la cantidad de oxígeno que ya está en el aire.

  • Medicamentos: los opioides, como la morfina, pueden disminuir el sufrimiento físico y mental, el agotamiento y la sensación que tiene el paciente de no poder tomar suficiente aire. Se pueden usar otros medicamentos para tratar para la disnea relacionada con el trastorno por pánico o la ansiedad grave.

  • Cuidados médicos de apoyo:

Tos crónica



La tos crónica puede causar mucho malestar físico.

La tos crónica puede causar dolores intensos, dificultad para dormir, disnea o fatiga. Las causas de la tos crónica con casi las mismas que las de la disnea.

El tratamiento de la causa de la tos crónica puede ser posible.

Los tratamientos pueden incluir:

Se pueden usar medicamentos para controlar la tos crónica

Los medicamentos pueden incluir:

Derrame pleural maligno



El derrame pleural maligno es el exceso de líquido alrededor de los pulmones.

La cavidad pleural es el espacio entre la pleura (capa delgada de tejido) que cubre la superficie exterior de cada pulmón y reviste la pared interna de la cavidad pectoral. El tejido pleural habitualmente produce una pequeña cantidad de líquido que ayuda a que los pulmones se muevan cómodamente dentro del pecho mientras la persona está respirando. Un derrame pleural es un exceso de líquido en la cavidad pleural. El líquido presiona los pulmones y hace que sea difícil respirar.

El derrame pleural se puede presentar por causa de un cáncer, o debido al tratamiento del cáncer u otras afecciones.

Un derrame pleural puede ser maligno (causado por un cáncer) o no maligno (causado por una afección que no es cáncer). El derrame pleural maligno es un problema común para los pacientes que tienen ciertos cánceres. El cáncer de pulmón, el cáncer de mama, el linfoma y la leucemia causan la mayoría de los derrames malignos. Un derrame también se puede presentar a causa del tratamiento de cáncer, como la radioterapia o la quimioterapia. Algunos pacientes de cáncer tienen afecciones, como insuficiencia cardíaca congestiva, neumonía, coágulos de sangre en el pulmón o mala nutrición, que pueden conducir a un derrame pleural.

El diagnóstico de la causa del derrame pleural es importante para planificar el tratamiento.

Estos y otros signos y síntomas se pueden presentar a causa de un derrame pleural. Consultar con el médico si se presenta alguno de los siguientes problemas:

  • Disnea (falta de aliento).
  • Tos.
  • Sensación de incomodidad o dolor de pecho.

El tratamiento del derrame pleural maligno es distinto del tratamiento del derrame pleural no maligno; por esta razón, es importante realizar un diagnóstico correcto. Las pruebas de diagnóstico pueden ser las siguientes:

  • Radiografía del tórax: radiografía de los órganos y huesos del interior del pecho. Un rayo X es un tipo de haz de energía que puede atravesar el cuerpo y plasmarse en una película que muestra una imagen de áreas del interior del cuerpo.
    Ampliar
    Radiografía del tórax; el dibujo muestra a la paciente de pie con la espalda hacia la máquina de rayos-X. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho.  Los rayos X  pasan a través del paciente y se plasman en una película.
    Radiografía del tórax. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho. Los rayos X pasan a través del cuerpo y se plasman en una película.

  • Exploración por TC: procedimiento mediante el cual se toma una serie de imágenes detalladas del interior del cuerpo, desde ángulos diferentes. Las imágenes son creadas por una computadora conectada a una máquina de rayos X. Se puede inyectar un tinte en una vena o se ingiere, a fin de que los órganos o los tejidos se destaquen más claramente. Este procedimiento también se llama tomografía computada, tomografía computarizada o tomografía axial computarizada.

  • Toracentesis: extracción de líquido del espacio entre el revestimiento del pecho y el pulmón mediante una aguja. Un patólogo observa el líquido bajo un microscopio para determinar si contiene células cancerosas. Este procedimiento se puede usar para disminuir la presión en los pulmones.

  • Biopsia: extracción de células o tejidos para que un patólogo pueda observarlos bajo un microscopio y determine si hay signos de cáncer. Si no es posible realizar una toracentesis, se puede realizar una biopsia durante una toracoscopia. Una toracoscopia es un procedimiento que permite observar los órganos internos del pecho para determinar si hay áreas anormales. Se realiza una incisión (corte) entre dos costillas y se introduce una toracoscopio (tubo delgado con iluminación y una lente para observar) en el pecho. Se utiliza una herramienta con filo unida al extremo del toracoscopio para extraer una muestra de tejido.

El tipo de cáncer, el tratamiento previo de un cáncer y los deseos del paciente también son importantes para planificar el tratamiento.

El tratamiento se puede enfocar en el control de los signos y los síntomas del derrame pleural y en mejorar la calidad de vida.

Un derrame pleural maligno se presenta a menudo cuando el cáncer está avanzado, no se puede extirpar mediante cirugía, o continúa creciendo o diseminándose durante el tratamiento. También es común durante las últimas semanas de vida. La meta del tratamiento habitualmente es paliativa, para aliviar los signos y los síntomas, y mejorar la calidad de vida.

El tratamiento de los signos y los síntomas del derrame pleural maligno incluye los siguientes procedimientos:

  • Toracentesis

    La toracentesis es un procedimiento que permite extraer el líquido adicional de la cavidad pleural mediante una aguja o un tubo plástico delgado. La extracción del líquido puede ayudar a aliviar los síntomas graves en un tiempo corto. Es probable que pocos días después de la extracción del líquido adicional, este se vuelva a acumular. El riesgo de una toracentesis incluye sangrado, infecciones, hundimiento del pulmón, líquido en los pulmones y presión arterial baja.

  • Catéter pleural permanente (IPC)

    Un catéter pleural permanente (IPC) es un tubo pequeño que se inserta y se deja en el lugar para impedir que se acumulen líquidos alrededor de los pulmones. Uno de los extremos del tubo permanece dentro del tórax y el otro pasa al exterior del cuerpo para permitir que el líquido drene. Este tipo de catéter se puede usar en los casos de atención a largo plazo, de forma que no tenga que repetirse el procedimiento cada vez que se necesite hacer un drenaje. Los riesgos del IPC son las infecciones y la obstrucción del catéter.

  • Pleurodesis

    Este es un procedimiento para cerrar el espacio pleural de modo que no se puede acumular líquido allí. Primero se extrae el líquido mediante toracentesis usando un tubo en el pecho. Después se introduce un medicamento en ese espacio mediante un tubo en el pecho para que se cierre el espacio pleural. Se pueden usar medicamentos como la bleomicina o el talco.

  • Cirugía

    Se puede realizar una cirugía para colocar una cánula de derivación (tubo) para transportar el líquido desde la cavidad pleural hasta la cavidad abdominal, de donde es más fácil extraer el líquido. La pleurectomía es otro tipo de cirugía que se puede usar. Durante este procedimiento, se extirpa la parte de la pleura que reviste la cavidad pectoral.

Derrame pericárdico maligno



El derrame pericárdico es exceso de líquido alrededor del corazón.

El derrame pericárdico es exceso de líquido en el interior de la bolsa que rodea el corazón. El exceso de líquido hace presión sobre el corazón, que deja de bombear la sangre con normalidad. Los vasos linfáticos también pueden estar bloqueados, lo que a menudo causa infecciones bacteriales o víricas. Si el líquido se acumula rápido, se puede presentar una afección que se llama taponamiento cardíaco. En el caso de un taponamiento cardíaco, el corazón no puede bombear suficiente sangre al resto del cuerpo. Esto pone en peligro la vida y se debe tratar inmediatamente.

La causa de un derrame pericárdico puede ser un cáncer u otras afecciones.

Un derrame pericárdico puede ser maligno (causado por un cáncer) o no maligno (causado por una afección que no es cáncer). Un derrame maligno es común en el caso de ciertos tipos de cáncer. El cáncer de pulmón, el cáncer de mama, el melanoma, el linfoma y la leucemia causan la mayoría de los derrames malignos. Un derrame también se puede presentar a causa de un tratamiento para el cáncer, como la radioterapia o la quimioterapia.

Los signos y los síntomas posibles de derrame pericárdico son disnea (falta de aliento) y ansiedad.

Al principio, un derrame pericárdico puede no causar ningún signo ni síntoma. Un derrame pericárdico u otras afecciones pueden causar estos y otros signos y síntomas. Consulte con su médico si presenta algo de lo siguiente:

  • Disnea (falta de aliento).
  • Tos.
  • Dificultad para respirar en posición acostada.
  • Dolor en el pecho.
  • Latidos cardíacos o respiración rápidos.
  • Sensación de desmayo.
  • Hinchazón en la parte superior del abdomen.
  • Cansancio o debilidad extremos.
  • Estar ansioso.

El derrame pericárdico habitualmente se presenta cuando hay un cáncer avanzado o durante las últimas semanas de vida. Durante ese tiempo, puede ser más importante aliviar los síntomas que diagnosticar la afección. Sin embargo, en algunos casos se pueden usar las pruebas y procedimientos siguientes para diagnosticar un derrame pericárdico:

  • Radiografía del tórax: radiografía de los órganos y huesos del interior del pecho. Un rayo X es un tipo de haz de energía que puede atravesar el cuerpo y plasmarse en una película que muestra una imagen de áreas del interior del cuerpo.
    Ampliar
    Radiografía del tórax; el dibujo muestra a la paciente de pie con la espalda hacia la máquina de rayos-X. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho.  Los rayos X  pasan a través del paciente y se plasman en una película.
    Radiografía del tórax. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho. Los rayos X pasan a través del cuerpo y se plasman en una película.

  • Ecocardiografía: procedimiento para el que hacen rebotar ondas de sonido de alta energía (ultrasónicas) en los tejidos u órganos internos del pecho. Los ecos forman una imagen de la posición del corazón, el movimiento de las paredes y las partes internas, como las válvulas.

  • Electrocardiograma (ECG): registro gráfico de líneas de la actividad eléctrica del corazón para comprobar su tasa y ritmo. Se colocan varios electrodos (almohadillas pequeñas) en el pecho, los brazos y las piernas del paciente. Los electrodos se conectan mediante cables a la máquina de ECG. Luego se registra en el papel la actividad del corazón. Si la actividad eléctrica es más rápida o más lenta que lo normal puede ser un signo de problemas del corazón.

  • Pericardiocentesis: procedimiento que se usa para extraer líquido del pericardio mediante una aguja introducida a través de la pared torácica. El médico puede usar una ecocardiografía para observar el movimiento del corazón y la aguja en el interior del pecho. Un patólogo observa el líquido bajo un microscopio para determinar si hay células cancerosas o signos de infección. Este procedimiento también se puede usar para tratar un derrame pericárdico porque al extraer líquido se reduce la presión en el corazón.

El tratamiento se puede administrar para controlar los síntomas de derrame pericárdico y mejorar la calidad de vida.

Por lo general, la meta del tratamiento es paliativa, para aliviar los síntomas y mejorar la calidad de vida. Un derrame pericárdico maligno importante se controla mediante el drenaje de líquido del corazón.

Las opciones de tratamiento incluyen los siguientes procedimientos:

  • Pericardiocentesis

    Procedimiento para extraer el líquido extra de la bolsa que envuelve el corazón mediante una aguja que se introduce en la pared torácica. El médico puede usar una ecocardiografía para observar el movimiento del corazón y la aguja en el interior del pecho. La extracción de líquido puede reducir la presión sobre el corazón. En algunos pacientes, el líquido se puede volver a acumular en la bolsa que envuelve el corazón después de una pericardiocentesis. Se puede introducir un catéter (tubo flexible que se usa para poner líquido en una vena o sacar sangre de la misma) y dejarlo en el lugar para que el líquido siga drenando. En los pacientes de cáncer avanzado, se puede usar este procedimiento en lugar de una cirugía más complicada.

  • Esclerosis pericárdica

    Procedimiento que se usa para cerrar el espacio pericárdico de modo que no se pueda acumular líquido en la bolsa que envuelve el corazón. Primero, se extrae el líquido mediante pericardiocentesis. Luego, se inyecta un medicamento o una sustancia química a través de un catéter (tubo flexible que se usa poner líquido en una vena o sacar sangre de la misma) hacia el espacio pericárdico para hacer que se cierre. Se pueden necesitar tres o más tratamientos para cerrar completamente el espacio pericárdico.

  • Pericardiotomía

    Procedimiento mediante el que se introduce una sonda de drenaje. Se realiza una incisión (corte) en el pecho y luego en el pericardio, y se coloca en su lugar una sonda de drenaje. Este procedimiento permite aumentar la cantidad de líquido que se puede drenar desde el pericardio.

  • Pericardiectomía

    Cirugía para extirpar una parte del pericardio Esto se puede realizar para drenar líquido rápidamente cuando se produce un taponamiento cardíaco. Esta cirugía también se llama ventana pericárdica.

  • Pericardiostomía de globo

    Se introduce un catéter (tubo flexible que se usa para poner líquido en una vena o sacar sangre de la misma) con un globo en el extremo a través del pecho y hacia el pericardio. Luego, se infla el globo para agrandar la abertura del pericardio. Más tarde, se desinfla el globo y se retira. La abertura más grande permite que el líquido drene hacia la cavidad pleural. Este procedimiento se puede usar cuando un derrame recidiva (vuelve) después de realizarse una pericardiocentesis o en lugar de una cirugía más compleja.

Síndrome de la vena cava superior



El síndrome de la vena cava superior (SVCS) es un grupo de signos y síntomas que se presentan cuando la vena cava superior está parcialmente bloqueada.

La vena cava superior es una vena importante que va hasta el corazón. El corazón se divide en cuatro partes. Las aurículas derecha e izquierda forman la parte superior del corazón, y los ventrículos derecho e izquierdo forman la parte de abajo del corazón. La aurícula derecha del corazón recibe sangre de dos venas principales:

  • La vena cava superior trae la sangre desde la parte superior del cuerpo hasta el corazón.
  • La vena cava inferior trae la sangre desde la parte inferior del cuerpo hasta el corazón.

Hay diferentes afecciones que pueden hacer más lento el flujo de la sangre a través de la vena cava superior. Ellas incluyen un tumor en el pecho, la hinchazón de los ganglios linfáticos cercanos (a causa del cáncer) o un coágulo de sangre en la vena cava superior. La vena puede estar completamente bloqueada. A veces, las venas más pequeñas del área se hacen más grandes y toman el control de la vena cava superior si esta está bloqueada, pero esto lleva tiempo. El síndrome de la vena cava superior (SVCS) es el grupo de signos y síntomas que se presentan cuando la vena está parcialmente bloqueada.

La causa del SVCS es habitualmente un cáncer.

La causa del síndrome de la vena cava superior (SVCS) es habitualmente un cáncer. En los adultos, el SVCS es más común en los siguientes tipos de cáncer:

Las causas menos comunes del SVCS son las siguientes:

Los signos y los síntomas comunes del SVCS incluyen dificultad para respirar y tos.

Los signos y los síntomas del SVCS son más graves si la vena se bloquea rápidamente. Esto se debe a que las otras venas del área no tienen tiempo de ensancharse y hacerse cargo del flujo de sangre que pasa a través de la vena cava superior.

Los signos más importantes son los siguientes:

  • Dificultad para respirar.
  • Tos.
  • Hinchazón de la cara, el cuello, la parte superior del cuerpo o los brazos.

Los signos y los síntomas menos frecuentes son los siguientes:

  • Ronquera.
  • Dificultad para tragar o hablar.
  • Toser con sangre.
  • Venas hinchadas en el pecho o el cuello.
  • Dolor de pecho.
  • Color rojizo de la piel.

Se realizan pruebas para encontrar y diagnosticar la obstrucción.

Se pueden realizar las siguientes pruebas para diagnosticar el SVCS y encontrar la obstrucción:

  • Radiografía del tórax: radiografía de los órganos y huesos del interior del pecho. Un rayo X es un tipo de haz de energía que puede atravesar el cuerpo y plasmarse en una película que muestra una imagen de áreas del interior del cuerpo.
    Ampliar
    Radiografía del tórax; el dibujo muestra a la paciente de pie con la espalda hacia la máquina de rayos-X. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho.  Los rayos X  pasan a través del paciente y se plasman en una película.
    Radiografía del tórax. Las radiografías se utilizan para tomar imágenes de los órganos y huesos del pecho. Los rayos X pasan a través del cuerpo y se plasman en una película.

  • Exploración por TC (exploración por TAC): procedimiento mediante el cual se toma una serie de imágenes detalladas del interior del pecho desde ángulos diferentes. Las imágenes son creadas por una computadora conectada a una máquina de rayos X. Se puede inyectar un tinte en una vena o se ingiere, a fin de que los órganos o los tejidos se destaquen de forma más clara. Este procedimiento también se llama tomografía computada, tomografía computarizada o tomografía axial computarizada.

  • Flebografía: procedimiento para tomar radiografías de las venas. Se inyecta un material de contraste en las venas para que aparezcan más claras en las radiografías.

  • IRM (imágenes por resonancia magnética): procedimiento para el que se usa un imán, ondas de radio y una computadora para obtener una serie de imágenes detalladas del interior del cuerpo. Este procedimiento también se llama imágenes por resonancia magnética nuclear (IRMN).

  • Ecografía: procedimiento para el que se hacen rebotar ondas de sonido de alta energía (ultrasónicas) en los tejidos o los órganos internos, y producir ecos. Los ecos forman una imagen de los tejidos del cuerpo que se llama ecograma. La imagen se puede imprimir para observarla más tarde.

Es importante encontrar la causa del SVCS antes de comenzar el tratamiento. El tipo de cáncer puede afectar el tipo de tratamiento que se necesita. A menos que la vía respiratoria esté bloqueada o el cerebro se hinche, habitualmente esperar para empezar el tratamiento hasta que se formule el diagnóstico no causa problemas en los adultos. Si los médicos piensan que la causa del problema es un cáncer de pulmón, se puede tomar una muestra del esputo y realizar una biopsia.

El tratamiento del SVCS por el cáncer, depende de la causa, los signos y los síntomas, y el pronóstico.

El tratamiento del SCVS causado por un cáncer depende de los siguientes factores:

  • El tipo de cáncer.
  • La causa de la obstrucción.
  • La gravedad de los signos y los síntomas.
  • El pronóstico (probabilidad de recuperación).
  • Si la finalidad del tratamiento es curar, controlar o aliviar los signos y los síntomas de cáncer.
  • Los deseos del paciente.

El tratamiento puede incluir los siguientes procedimientos:

  • Espera cautelosa

    La espera cautelosa es el control cuidadoso de la afección de un paciente sin proporcionar ningún tratamiento a menos que los signos y los síntomas aparezcan o cambien. El paciente que tiene un buen flujo de sangre a través de venas más pequeñas en el área y síntomas leves puede no necesitar tratamiento.

    Se pueden usar los siguientes procedimientos para aliviar los signos y los síntomas, y mantener cómodo al paciente:

    • Mantener la parte superior del cuerpo más alta que la parte inferior del cuerpo.
    • Corticosteroides (medicamentos que reducen la hinchazón).
    • Diuréticos (medicamentos que ayudan a salir el exceso de líquido del cuerpo junto con la orina). Los pacientes que toman diuréticos se controlan muy de cerca porque estos medicamentos pueden causar deshidratación (pérdida de demasiado líquido del cuerpo).

  • Quimioterapia

    La quimioterapia es el tratamiento habitual para tumores que responden a los medicamentos contra el cáncer, como el cáncer de pulmón de células pequeñas y el linfoma. La quimioterapia impide el crecimiento de las células cancerosas, ya sea mediante su destrucción o evitando su multiplicación. Cuando la quimioterapia se toma por boca o se inyecta en una vena o un músculo, los medicamentos entran en el torrente sanguíneo y pueden llegar a las células de todo el cuerpo (quimioterapia sistémica). Cuando la quimioterapia se coloca directamente en el líquido cefalorraquídeo, un órgano o una cavidad corporal como el abdomen, los medicamentos afectan principalmente las células cancerosas de estas áreas (quimioterapia regional). La forma en que se administra la quimioterapia depende del tipo y el estadio del cáncer que se está tratando.

  • Radioterapia

    Si la causa de la obstrucción de la vena cava superior es un tumor que habitualmente no responde a la quimioterapia, se puede administrar radioterapia. La radioterapia es un tratamiento para el cáncer para el que se usan rayos X de alta energía u otros tipos de radiación para destruir células cancerosas. Para la radioterapia externa se usa una máquina fuera del cuerpo para enviar la radiación hacia el cáncer. La forma en que se administra la radioterapia depende del tipo y el estadio del cáncer que se está tratando.

  • Trombólisis

    El SVCS se puede presentar cuando se forma un trombo (coágulo de sangre) en una vena parcialmente bloqueada. La trombólisis es una manera de descomponer y extraer coágulos de sangre. Esto se puede realizar mediante una trombectomía. Una trombectomía es una cirugía que se realiza para extraer el coágulo de sangre o para usar un dispositivo introducido en una vena para extraer el coágulo de sangre. Esto se puede llevar a cabo mediante medicamentos para disolver el coágulo.

  • Colocación de una endoprótesis

    Si la vena cava superior está parcialmente bloqueada, se puede colocar una endoprótesis (tubo) expandible en el interior de la vena cava superior para ayudar a que se mantenga abierta y permitir el paso de la sangre. Este procedimiento ayuda a muchos pacientes. También se pueden usar medicamentos para impedir que se formen más coágulos de sangre.

  • Cirugía

    Para los pacientes de cáncer, a veces se usa una cirugía para derivación de flujo (pasar alrededor) de la parte obstruida de la vena; sin embargo, el procedimiento se usa más a menudo en pacientes sin cáncer.

Se pueden administrar cuidados paliativos para aliviar los signos y los síntomas de los pacientes con SVCS.

El síndrome de la vena cava superior es grave y los signos y los síntomas pueden ser molestos para el paciente y la familia. Es importante que los pacientes y los familiares hagan preguntas sobre el síndrome de la vena cava superior y sobre cómo tratarlo. Esto puede ayudar a aliviar la ansiedad que provocan los signos y los síntomas como hinchazón, dificultad para tragar, tos y ronquera.

Los pacientes de cáncer avanzado a veces deciden no someterse a ningún tratamiento complicado. El tratamiento paliativo puede ayudar a mantener a los pacientes cómodos al aliviar los signos y los síntomas y mejorar su calidad de vida.

Síndrome de la vena cava superior en los niños



El síndrome de la vena cava superior en un niño es una urgencia médica grave porque la tráquea del niño se puede llegar obstruir.

El síndrome de la vena cava superior (SVCS) en los niños puede poner en peligro la vida. Esto se debe a que la tráquea se puede bloquear rápidamente. En los adultos, la tráquea es bastante rígida, pero en los niños es más blanda y se puede apretar fácilmente. Además, la tráquea de los niños es más angosta, de modo que cualquier grado de inflamación puede causar problemas respiratorios. La compresión de la tráquea se llama síndrome del mediastino superior (SMS). Debido a que el SVCS y el SMS se presentan juntos en los niños, se considera que los dos síndromes son lo mismo.

Los signos y los síntomas más comunes de SVCS en los niños son muy parecidos a los de los adultos.

Los signos y los síntomas frecuentes son los siguientes:

  • Tos.
  • Ronquera.
  • Dificultad para respirar.
  • Dolor de pecho.

Hay otros signos y síntomas menos comunes pero más graves:

  • Desmayos.
  • Ansiedad.
  • Confusión.
  • Dolor de cabeza.
  • Problemas de la vista.
  • Sensación de tener los oídos llenos.

Las causas, el diagnóstico y el tratamiento del SVCS en los niños no son los mismos que en los adultos.

La causa más común de SVCS en los niños es el linfoma no Hodgkin.

El SVCS en los niños es poco frecuente. La causa más común es el linfoma no Hodgkin. Como en los adultos, el SVCS también se pueden presentar a causa de un coágulo de sangre que se forma mientras se usa un catéter intravenoso (tubo flexible que se usa poner líquidos en una vena o sacar sangre de la misma) en la vena cava superior.

El SVCS en los niños se puede diagnosticar y tratar antes de que se diagnostique un cáncer.

Habitualmente, todo lo que se necesita para diagnosticar el síndrome de la vena cava superior en los niños es un examen físico, una radiografía del tórax y los antecedentes médicos. Incluso si los médicos piensan que la causa del SVCS es un cáncer, se puede no llevar a cabo una biopsia porque los pulmones y el corazón de un niño con SVCS pueden no ser capaces de tolerar la anestesia que se necesita. Se pueden realizar otros procedimientos con imágenes para ayudar a decidir si se puede usar anestesia sin peligro. En la mayoría de los casos el tratamiento se comenzará a administrar antes de que se realice el diagnóstico de un cáncer.

Se pueden usar los siguientes tratamientos para el SVCS en los niños:

  • Radioterapia

    La radioterapia habitualmente se usa para tratar un tumor que bloquea la vena. Después de la radioterapia, puede haber más dificultad para respirar porque la hinchazón comprime la tráquea. Se puede administrar un medicamento para reducir la hinchazón.

  • Medicamentos

    Se pueden usar medicamentos esteroides u otros medicamentos contra el cáncer.

  • Cirugía

    Esta puede incluir cirugía para pasar por alto (ir alrededor) de la parte bloqueada de la vena o para colocar una endoprótesis (tubo delgado) para abrir la vena.

Ensayos clínicos en curso

Consultar la lista del NCI de estudios o ensayos clínicos sobre cuidados médicos de apoyo y cuidados paliativos que se realizan en los Estados Unidos y que actualmente aceptan participantes. Para realizar la búsqueda, usar los términos en inglés dyspnea, malignant pleural effusion y malignant pericardial effusion. La lista de ensayos se puede reducir aun más por lugar, medicamentos, intervención y otros criterios. Nota: los resultados obtenidos solo estarán disponibles en inglés.

Asimismo, se dispone de información general sobre ensayos clínicos en el portal de Internet del NCI.

Modificaciones a este sumario (10/10/2014)

Los sumarios del PDQ con información sobre el cáncer se revisan con regularidad y se actualizan en la medida en que se obtiene nueva información. Esta sección describe los cambios más recientes introducidos en este sumario a partir de la fecha arriba indicada.

Se incorporaron cambios en este sumario para reflejar los introducidos al de profesionales de la salud.

Información sobre este sumario del PDQ



Información sobre el PDQ

El Physician Data Query (PDQ) es la base de datos integral del Instituto Nacional del Cáncer (NCI) que contiene información completa sobre el cáncer. La base de datos del PDQ incluye sumarios de la última información publicada sobre la prevención, detección, genética, tratamiento, cuidados médicos de apoyo, y medicina complementaria y alternativa relacionada con el cáncer. La mayoría de los sumarios se presentan en dos versiones. Las versiones para profesionales de la salud tienen información detallada escrita en lenguaje técnico. Las versiones para pacientes se escriben en un lenguaje fácil de comprender, que no es técnico. Ambas versiones tienen información sobre el cáncer que es exacta y actualizada. Además, las versiones también están disponibles en inglés.

El PDQ es uno de los servicios del NCI. El NCI forma parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH). El NIH es el centro principal de investigación biomédica del gobierno federal. Los sumarios del PDQ se basan en una revisión independiente de la literatura médica. No son declaraciones de políticas del NCI o el NIH.

Propósito de este sumario

Este sumario del PDQ con información sobre el cáncer contiene información actualizada sobre la fisiopatología y tratamiento de los síndromes cardiopulmonares, incluidas la disnea, el derrame pleural maligno, la efusión pericárdica maligna y el síndrome de vena cava superior. Tiene como objetivo informar y ayudar a los pacientes, las familias y las personas a cargo de pacientes. No provee pautas o recomendaciones formales para la toma de decisiones relacionadas con la atención de la salud.

Revisores y actualizaciones

Los Consejos Editoriales redactan los sumarios de información sobre el cáncer del PDQ y los actualizan. Estos Consejos están compuestos por expertos en el tratamiento del cáncer y otras especialidades relacionadas con este. Los sumarios se revisan regularmente y se les incorporan cambios a medida que se obtiene nueva información. La fecha de cada sumario ("Actualizado") indica la fecha del cambio más reciente.

La información en este sumario para pacientes se tomó de la versión para profesionales de la salud, que el Consejo Editorial sobre Cuidados Médicos de Apoyo del PDQ revisa con regularidad y actualiza cuando es necesario.

Información sobre ensayos clínicos

Un estudio o ensayo clínico es un estudio para responder a una pregunta científica; por ejemplo, si un tratamiento es mejor que otro. Los ensayos se basan en estudios anteriores y lo se aprendió en el laboratorio. Cada ensayo responde a ciertas preguntas científicas dirigidas a encontrar maneras nuevas y mejores de ayudar a los pacientes de cáncer. Durante los ensayos clínicos de tratamiento, se recoge información acerca de los efectos de un tratamiento nuevo y su eficacia. Si un ensayo clínico indica que un tratamiento nuevo es mejor que el tratamiento estándar, el tratamiento nuevo se puede convertir en "estándar". Los pacientes deberían considerar participar en un ensayo clínico. Algunos ensayos clínicos están abiertos solo a los pacientes que no han comenzado un tratamiento.

La lista en inglés de ensayos clínicos del PDQ están disponibles en línea en el portal de Internet del NCI. La lista de muchos médicos que participan en ensayos clínicos también se encuentra en el PDQ. Para mayor información, llamar al Servicio de información sobre cáncer al 1-800-4-CANCER (1-800-422-6237).

Permisos para el uso de este sumario.

PDQ es una marca registrada. Aunque el contenido de los documentos del PDQ se puede usar libremente como texto, este no se puede identificar como un sumario de información sobre cáncer del PDQ del NCI, a menos que se reproduzca en su totalidad y se actualice con regularidad. Sin embargo, se permitirá que un usuario tendría permiso para escribir una oración como "El sumario de información sobre el cáncer del PDQ del NCI sobre la prevención del cáncer de mama indica los siguientes riesgos: "[incluir extracto del sumario]".

El formato preferido para citar un sumario del PDQ es el siguiente:

National Cancer Institute: PDQ® Síndromes cardiopulmonares. Bethesda, MD: National Cancer Institute. Última actualización: <MM/DD/YYYY>. Disponible en: http://cancer.gov/espanol/pdq/cuidados-medicos-apoyo/cardiopulmonares/Patient. Fecha de acceso: <MM/DD/YYYY>.

Las imágenes que aparecen en los sumarios del PDQ se usan con permiso de los autores, artistas o la casa editorial para su sola inclusión en los sumarios del PDQ. El permiso para usar imágenes fuera del contexto de información del PDQ se debe obtener del propietario; el Instituto Nacional del Cáncer no lo puede otorgar. Para mayor información sobre el uso de las gráficas en este sumario, así como muchas otras imágenes relacionadas con el cáncer, consultar el enlace Visuals Online. Visuals Online es una colección de más de 2.000 imágenes científicas.

Cláusula sobre el descargo de responsabilidad

No se debe usar la información contenida en estos sumarios para tomar decisiones acerca del reembolso de seguros. Para mayor información sobre cobertura de seguros, consultar la página Información económica, legal y de seguro médico, disponible en Cancer.gov.

Para mayor información

En Cancer.gov/espanol se ofrece más información sobre cómo comunicarse o recibir ayuda en la página ¿En qué podemos ayudarle?. Las preguntas también se pueden enviar por correo electrónico utilizando el Formulario de comunicación.

Preguntas u opiniones sobre este sumario

Si tiene preguntas o algún comentario sobre este sumario, por favor envíelas a través del formulario de opinión disponible en nuestro portal de Internet, Cancer.gov/espanol.

Obtenga más información del NCI

Llame al 1-800-4-CANCER

Para obtener más información, las personas que residen en los Estados Unidos pueden llamar gratis al Servicio de Información del Instituto Nacional del Cáncer (NCI) al 1-800-4-CANCER (1-800-422-6237), de lunes a viernes de 8:00 a. m. a 8:00 p. m, hora del Este. Un especialista en información sobre el cáncer estará disponible para responder a sus preguntas.

Escríbanos

Para obtener información del NCI, sírvase escribir a la siguiente dirección:

NCI Public Inquiries Office
9609 Medical Center Dr.
Room 2E532 MSC 9760
Bethesda, MD 20892-9760

Busque en el portal de Internet del NCI

El portal de Internet del NCI provee acceso en línea a información sobre el cáncer, ensayos clínicos, y otros portales de Internet u organizaciones que ofrecen servicios de apoyo y recursos para los pacientes con cáncer y sus familias. Para una búsqueda rápida, use la casilla de búsqueda en la esquina superior derecha de cada página Web. Los resultados de una gama amplia de términos buscados incluirán una lista de las “Mejores Opciones,” páginas web que son escogidas de forma editorial que se asemejan bastante al término que usted busca.

Hay muchos lugares donde las personas pueden obtener materiales e información sobre tratamientos para el cáncer y servicios. Los hospitales pueden tener información sobre instituciones o regionales que ofrecen información sobre ayuda financiera, transporte de ida y vuelta para recibir tratamiento, atención en el hogar y sobre cómo abordar otros problemas relacionados con el tratamiento del cáncer.

Publicaciones

El NCI tiene folletos y otros materiales para pacientes, profesionales de la salud y el público en general. Estas publicaciones describen los diferentes tipos de cáncer, los métodos para tratarlo, pautas para hacerle frente e información sobre ensayos clínicos. Algunas publicaciones proveen información sobre las diferentes pruebas de detección del cáncer, sus causas y cómo prevenirlo, además de estadísticas e información sobre actividades de investigación llevadas a cabo en el NCI. Los materiales del NCI sobre estos y otros temas, se pueden solicitar en línea al Servicio de Localización de Publicaciones del Instituto Nacional del Cáncer (National Cancer Institute Publications Locator) o imprimirse directamente. Estos materiales también se pueden solicitar con una llamada gratuita al Servicio de Información sobre el Cáncer del Instituto Nacional del Cáncer (National Cancer Institute's Cancer Information Service) al 1-800-4-CANCER (1-800-422-6237).