In English | En español
¿Prequntas sobre el cáncer?

Tumor teratoideo/rabdoide atípico del sistema nervioso central infantil: Tratamiento (PDQ®)

Versión Profesional De Salud
Actualizado: 17 de octubre de 2014

Información general sobre el tumor teratoideo/rabdoide atípico del sistema nervioso central infantil

Incidencia
Características anatómicas
Presentación clínica
Evaluación diagnóstica
Pronóstico

Se han logrado mejoras notables en la supervivencia de niños y adolescentes con cáncer. Entre 1975 y 2010, la mortalidad por cáncer infantil disminuyó en más de 50%.[1] Los niños y adolescentes sobrevivientes de cáncer necesitan un seguimiento muy minucioso, ya que los efectos secundarios del tratamiento de cáncer pueden persistir, o presentarse meses o años después de este. (Para obtener información específica sobre la incidencia, el tipo y la vigilancia de los efectos tardíos en niños y adolescentes sobrevivientes de cáncer, consultar el sumario del PDQ sobre Efectos tardíos del tratamiento anticanceroso en la niñez).

Los tumores cerebrales primarios son un grupo diverso de enfermedades que, juntas, constituyen el tumor sólido más frecuente de la niñez. Los sumarios de tratamiento de los tumores cerebrales infantiles del PDQ se organizan, principalmente, de acuerdo con la clasificación de tumores del sistema nervioso establecida por la Organización Mundial de la Salud.[2,3] Los tumores cerebrales se clasifican según sus características histológicas, pero los hallazgos de análisis inmunohistoquímicos, citogenéticos y genético moleculares, así como las mediciones de la actividad mitótica se utilizan cada vez más para diagnosticar y clasificar el tumor. La ubicación del tumor y su grado de diseminación son factores importantes que afectan el tratamiento y el pronóstico. Para una descripción completa de la clasificación de los tumores del sistema nervioso y un enlace al sumario de tratamiento correspondiente a cada tipo de tumor cerebral, consultar el sumario del PDQ sobre la Descripción del tratamiento de tumores de cerebro y de médula espinal infantiles.

El tumor teratoideo/rabdoide atípico (AT/RT) del sistema nervioso central (SNC) infantil es un tumor poco frecuente, clínicamente muy dinámico, que afecta más a menudo a niños de 3 años y menos, pero que se puede presentar en niños más grandes y adultos. Aproximadamente la mitad de AT/RT se ubica en la fosa posterior. La evaluación diagnóstica incluye imágenes por resonancia magnética (IRM) del tronco encefálico y un examen del líquido cefalorraquídeo lumbar. El AT/RT se vinculó con mutaciones somáticas y de la línea germinal de SMARCB1, un gen supresor tumoral. Por el momento, no se dispone de un tratamiento estándar para los niños con AT/RT. Está en evaluación un tratamiento multimodal que incluye cirugía, quimioterapia y radioterapia.

Con base en la comprensión biológica actual, el AT/RT forma parte de una familia más amplia de tumores rabdoides. En este sumario, la expresión AT/RT se refiere solo a los tumores del SNC; el término tumor rabdoide refleja la posibilidad de tumores tanto en el SNC como por fuera de este. A menos que se indique lo contrario en el texto, este sumario se refiere a los AT/RT del SNC.

Incidencia

Es difícil determinar la incidencia exacta de los AT/RT del SNC, ya que solo en el último decenio se ha reconocido ampliamente este tumor.

  • En dos estudios prospectivos realizados en América del Norte por el Children’s Cancer Group y el Pediatric Oncology Group con niños de 3 años o menos en el momento del diagnóstico, una revisión retrospectiva reveló que aproximadamente 10% de los niños con tumores cerebrales tenía AT/RT.[4]

  • En un estudio realizado en Taiwán, se encontró que los AT/RT representaban 26% de los tumores primitivos o embrionarios en los niños menores de 3 años.[5]

  • El Austrian Brain Tumor Registry, que se llevó a cabo entre 1996 y 2006, confirmó que los AT/RT se ubicaban en el sexto lugar de los tumores cerebrales malignos más frecuentes en 311 niños recién diagnosticados (6,1%), con un pico de incidencia durante los 2 primeros años de vida.[6]

Se desconoce la incidencia en pacientes de más edad. Sin embargo, en el Central Nervous System Atypical Teratoid/Rhabdoid Tumor Registry (AT/RT Registry), 12 (29%) de 42 pacientes tenían más de 36 meses en el momento del diagnóstico.[7]

Características anatómicas

Ampliar
Dibujo del interior del cerebro que muestra el ventrículo lateral, tercer ventrículo y cuarto ventrículo, cerebro, plexo coroides, hipotálamo, glándula pineal, hipófisis, nervio óptico, tienda, cerebelo, tronco encefálico, protuberancia, bulbo raquídeo y médula espinal.
Anatomía interna del cerebro, se muestra la glándula pineal y la hipófisis, el nervio óptico, los ventrículos (se muestra el líquido cefalorraquídeo en azul) y otras partes del cerebro. La tienda separa el cerebro del cerebelo. La región infratentorial (fosa posterior) se ubica en la parte inferior de la tienda, que contiene el tronco encefálico, el cerebelo y el cuarto ventrículo. La región supratentorial se ubica en la parte superior de la tienda y designa el área que contiene el cerebro.


Presentación clínica

El AT/RT infantil es un tumor clínicamente dinámico que se presenta principalmente en los niños menores de 3 años, pero que también se puede presentar en niños más grandes; se ha notificado en adultos.[8,9]

En aproximadamente la mitad de pacientes, el tumor se ubica en la fosa posterior, aunque se puede presentar en cualquier parte del SNC.[4] Los tumores de la fosa posterior se pueden presentar en el ángulo pontocerebelar o más cerca de la línea media. También se observó compromiso de nervios craneales individuales.

Dado que un AT/RT crece rápidamente, los pacientes tienen típicamente pocos antecedentes de síntomas evolutivos, medidos en días o semanas. Los signos y los síntomas dependen de la ubicación del tumor. Los pacientes jóvenes con tumores de la fosa posterior suelen presentar síntomas relacionados con hidrocefalia, como los siguientes:

  • Cefaleas en la madrugada.
  • Vómitos.
  • Letargo.

También se pueden presentar ataxia o regresión en las habilidades motoras.

Los datos del AT/RT Registry indican que aproximadamente 20% de los pacientes presentan diseminación de la enfermedad.[7] La diseminación se produce, generalmente, a través de las vías leptomeníngeas y deja huellas en la columna vertebral y en otras áreas del cerebro. También hay informes de pocos pacientes que presentan un tumor rabdoide renal sincrónico y AT/RT del SNC.[10]

Evaluación diagnóstica

Todos los pacientes en quienes se sospecha una AT/RT infantil se deberán someter a IRM del cerebro y la columna vertebral. A menos que esté médicamente contraindicado, se debe realizar una inspección lumbar del líquido cefalorraquídeo de los pacientes a fin de encontrar pruebas de tumor. Los pacientes también se pueden someter a una ecografía renal para detectar tumores sincrónicos.

No hay ninguna forma de distinguir de manera confiable los AT/RT de otros tumores cerebrales malignos con base en la anamnesis o la evaluación radiográfica. Es necesaria la cirugía para obtener tejido y confirmar el diagnóstico de AT/RT. Particularmente, en aquellos niños menores de 3 años, se utiliza inmunotinción para determinar la pérdida de expresión de la proteína SMARCB1 (INI1, hSNF5) y confirmar el diagnóstico.[11]

Pronóstico

Los factores pronósticos que afectan la supervivencia por AT/RT no están delineados plenamente.

Los siguientes son los factores relacionados con un desenlace adverso:

  • Mutación de la línea germinal.[12]
  • Edad menor de 2 años.[13]
  • Metástasis en el momento del diagnóstico.[13]
  • Resección subtotal.[14]

La mayor parte de la información publicada sobre los desenlaces de los pacientes con AT/RT se basa en series pequeñas y es de carácter retrospectivo. En los estudios retrospectivos iniciales, se notificó una supervivencia promedio de solo aproximadamente 12 meses desde el momento del diagnóstico.[4,8,14-16] En un informe retrospectivo, la supervivencia general a 2 años fue mejor en los pacientes que se sometieron a una resección macrocítica total que en aquellos con una resección subtotal. Sin embargo, el efecto de la radioterapia en la supervivencia fue menos claro en este estudio.[14]

Hay informes que dan cuenta de sobrevivientes a largo plazo.[17] En particular, se notificó mejor supervivencia en aquellos que recibieron terapia multimodal intensiva.

  • Los niños de 3 años y más que recibieron irradiación craneoespinal después de la cirugía y la quimioterapia de dosis altas a base de un alquilante tuvieron mejor supervivencia, en comparación con aquellos menores de 3 años con AT/RT. En este informe, la incidencia de metástasis leptomeníngeas también fue más alta en el grupo de pacientes lactantes.[18]

  • En un estudio prospectivo de 25 niños con AT/RT que recibieron terapia multimodal intensiva, incluso radioterapia y quimioterapia intratecal, la tasa notificada de supervivencia sin avance a los 2 años fue de 53% y la tasa de supervivencia general fue de 70%.[19]

Bibliografía
  1. Smith MA, Altekruse SF, Adamson PC, et al.: Declining childhood and adolescent cancer mortality. Cancer 120 (16): 2497-506, 2014.  [PUBMED Abstract]

  2. Louis DN, Ohgaki H, Wiestler OD, et al., eds.: WHO Classification of Tumours of the Central Nervous System. 4th ed. Lyon, France: IARC Press, 2007. 

  3. Louis DN, Ohgaki H, Wiestler OD, et al.: The 2007 WHO classification of tumours of the central nervous system. Acta Neuropathol 114 (2): 97-109, 2007.  [PUBMED Abstract]

  4. Packer RJ, Biegel JA, Blaney S, et al.: Atypical teratoid/rhabdoid tumor of the central nervous system: report on workshop. J Pediatr Hematol Oncol 24 (5): 337-42, 2002 Jun-Jul.  [PUBMED Abstract]

  5. Ho DM, Hsu CY, Wong TT, et al.: Atypical teratoid/rhabdoid tumor of the central nervous system: a comparative study with primitive neuroectodermal tumor/medulloblastoma. Acta Neuropathol 99 (5): 482-8, 2000.  [PUBMED Abstract]

  6. Woehrer A, Slavc I, Waldhoer T, et al.: Incidence of atypical teratoid/rhabdoid tumors in children: a population-based study by the Austrian Brain Tumor Registry, 1996-2006. Cancer 116 (24): 5725-32, 2010.  [PUBMED Abstract]

  7. Hilden JM, Meerbaum S, Burger P, et al.: Central nervous system atypical teratoid/rhabdoid tumor: results of therapy in children enrolled in a registry. J Clin Oncol 22 (14): 2877-84, 2004.  [PUBMED Abstract]

  8. Burger PC, Yu IT, Tihan T, et al.: Atypical teratoid/rhabdoid tumor of the central nervous system: a highly malignant tumor of infancy and childhood frequently mistaken for medulloblastoma: a Pediatric Oncology Group study. Am J Surg Pathol 22 (9): 1083-92, 1998.  [PUBMED Abstract]

  9. Lutterbach J, Liegibel J, Koch D, et al.: Atypical teratoid/rhabdoid tumors in adult patients: case report and review of the literature. J Neurooncol 52 (1): 49-56, 2001.  [PUBMED Abstract]

  10. Biegel JA, Fogelgren B, Wainwright LM, et al.: Germline INI1 mutation in a patient with a central nervous system atypical teratoid tumor and renal rhabdoid tumor. Genes Chromosomes Cancer 28 (1): 31-7, 2000.  [PUBMED Abstract]

  11. Bruggers CS, Bleyl SB, Pysher T, et al.: Clinicopathologic comparison of familial versus sporadic atypical teratoid/rhabdoid tumors (AT/RT) of the central nervous system. Pediatr Blood Cancer 56 (7): 1026-31, 2011.  [PUBMED Abstract]

  12. Kordes U, Gesk S, Frühwald MC, et al.: Clinical and molecular features in patients with atypical teratoid rhabdoid tumor or malignant rhabdoid tumor. Genes Chromosomes Cancer 49 (2): 176-81, 2010.  [PUBMED Abstract]

  13. Dufour C, Beaugrand A, Le Deley MC, et al.: Clinicopathologic prognostic factors in childhood atypical teratoid and rhabdoid tumor of the central nervous system: a multicenter study. Cancer 118 (15): 3812-21, 2012.  [PUBMED Abstract]

  14. Lafay-Cousin L, Hawkins C, Carret AS, et al.: Central nervous system atypical teratoid rhabdoid tumours: the Canadian Paediatric Brain Tumour Consortium experience. Eur J Cancer 48 (3): 353-9, 2012.  [PUBMED Abstract]

  15. Rorke LB, Packer RJ, Biegel JA: Central nervous system atypical teratoid/rhabdoid tumors of infancy and childhood: definition of an entity. J Neurosurg 85 (1): 56-65, 1996.  [PUBMED Abstract]

  16. Athale UH, Duckworth J, Odame I, et al.: Childhood atypical teratoid rhabdoid tumor of the central nervous system: a meta-analysis of observational studies. J Pediatr Hematol Oncol 31 (9): 651-63, 2009.  [PUBMED Abstract]

  17. Olson TA, Bayar E, Kosnik E, et al.: Successful treatment of disseminated central nervous system malignant rhabdoid tumor. J Pediatr Hematol Oncol 17 (1): 71-5, 1995.  [PUBMED Abstract]

  18. Tekautz TM, Fuller CE, Blaney S, et al.: Atypical teratoid/rhabdoid tumors (ATRT): improved survival in children 3 years of age and older with radiation therapy and high-dose alkylator-based chemotherapy. J Clin Oncol 23 (7): 1491-9, 2005.  [PUBMED Abstract]

  19. Chi SN, Zimmerman MA, Yao X, et al.: Intensive multimodality treatment for children with newly diagnosed CNS atypical teratoid rhabdoid tumor. J Clin Oncol 27 (3): 385-9, 2009.  [PUBMED Abstract]