Pasar al contenido principal

Informe Anual a la Nación: continúan en descenso las muertes por cáncer y hay una leve mejora en la supervivencia al cáncer de páncreas

  • Publicación:
Entre 2015 a 2019, disminuyó la mortalidad general por cáncer en mujeres, hombres, niños, adolescentes y adultos jóvenes.

Según el Informe Anual a la Nación sobre el Estado del Cáncer, las tasas de mortalidad general por cáncer siguen en descenso en los hombres, las mujeres, los niños y los adolescentes y adultos jóvenes de todos los grupos raciales y étnicos principales en los Estados Unidos de 2015 a 2019. De 2014 a 2018, las tasas de incidencia general de cáncer (casos nuevos de cáncer), se mantuvieron estables en los hombres y los niños pero aumentaron en las mujeres y los adolescentes y adultos jóvenes. En el informe de este año, que se publicó el 27 de octubre de 2022 en la revista Cancer, también se destacan las tendencias a largo plazo del cáncer de páncreas, al igual que las desigualdades raciales y étnicas en las tasas de incidencia y mortalidad por distintos sitios de cáncer. 

Todos los hallazgos presentados en el informe se basan en datos anteriores a la pandemia de la COVID-19. 

“En el informe de hoy se ofrecen buenas noticias para nuestra lucha contra el cáncer y nos recuerda la importancia de la iniciativa del presidente Biden, la Misión contra el Cáncer (Cancer Moonshot℠)” señaló Xavier Becerra, el secretario del Departamento de Salud y Servicios Humanos. “Me impresiona mucho el avance que estamos logrando contra el cáncer y creo con firmeza que podremos cumplir con la meta del presidente de disminuir al menos en un 50 % la tasa de mortalidad por cáncer en los próximos 25 años. Podemos y debemos acabar con el cáncer que conocemos hoy en día”.

El Informe Anual a la Nación sobre el Estado del Cáncer es una colaboración entre el Instituto Nacional del Cáncer (NCI), parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH); los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC); la Sociedad Americana contra el Cáncer (ACS); y la North American Association of Central Cancer Registries (NAACCR).

Este informe se basa en datos combinados de incidencia de cáncer de la NAACCR, que se componen de datos recopilados por el Programa Nacional de Registros del Cáncer (NPCR) de los CDC y el Programa de Vigilancia, Epidemiología y Resultados Finales (SEER) del NCI, además de los datos de mortalidad del Centro Nacional de Estadísticas sobre la Salud (NCHS) de los CDC. 

En el informe se observa que de 2015 a 2019 las tasas de mortalidad general por cáncer disminuyeron el 2,1 % por año en los hombres y las mujeres como grupo combinado. En los hombres, las tasas de mortalidad disminuyeron el 2,3 % por año; en las mujeres, las tasas de mortalidad disminuyeron el 1,9 % por año. De 2001 a 2019, el descenso anual en la tasa de mortalidad fue más rápido, tanto en los hombres como las mujeres. 

Se observó un descenso más marcado en las tasas de mortalidad del cáncer de pulmón y del melanoma (del 4 % al 5 % por año) tanto en los hombres como en las mujeres. Las tasas de mortalidad aumentaron para los cánceres de páncreas, de encéfalo, y de huesos y articulaciones en los hombres, y para los cánceres de páncreas y de útero en las mujeres.

“Los hallazgos del Informe Anual a la Nación de este año muestran nuestro avance contra el cáncer, con una tendencia de descenso en la mortalidad durante más de dos décadas que refleja las mejoras en la prevención, la detección y el tratamiento del cáncer”, declaró la doctora Monica M. Bertagnolli, directora del NCI. “Los adelantos descritos en el informe subrayan la importancia de trabajar con la sociedad en conjunto para crear métodos eficaces y equitativos para abordar esta enfermedad compleja. Espero trabajar con todos nuestros colaboradores en la comunidad interesada en el cáncer para responder a estos desafíos, porque las personas afectadas por el cáncer, que nos incluye a todos nosotros, cuentan con esto”.

En el informe se indicó que las tasas de incidencia del cáncer en los hombres y las mujeres fueron relativamente estables de 2014 a 2018. En los hombres, las tasas de incidencia permanecieron estables durante este período; pero en las mujeres, las tasas de incidencia aumentaron el 0,2 % por año. 

Durante el mismo período, en los hombres, las tasas de incidencia de los 18 cánceres más comunes fueron: más altas para tres cánceres (de páncreas, de riñón y de testículo), estables para siete cánceres y más bajas para ocho cánceres. En las mujeres, las tasas de incidencia de los 18 cánceres más comunes fueron: más altas para siete tipos de cáncer (de hígado, melanoma, de riñón, mieloma, de páncreas, de seno (mama), y de cavidad oral y faringe), estables para cuatro cánceres y más bajas para siete cánceres.

En los hombres, el mayor aumento en la tasa de incidencia se observó en el cáncer de páncreas, que aumentó el 1,1 % por año, y el descenso más marcado se observó en el cáncer de pulmón, que disminuyó el 2,6 % por año. En las mujeres, el mayor aumento en la tasa de incidencia se observó en el melanoma, que aumentó el 1,8 % por año, y el descenso más marcado se observó en el cáncer de tiroides, que disminuyó el 2,9 % por año.

“Al financiar descubrimientos científicos y concientizar sobre la prevención y la detección temprana, estamos avanzando contra un subgrupo de más de 200 enfermedades que llamamos cáncer”, declaró la doctora y máster en Administración de Empresas Karen E. Knudsen, directora ejecutiva de la Sociedad Americana contra el Cáncer. “Sin embargo, para algunos tipos de cáncer, persisten las tendencias preocupantes, y muchas personas aún no cuentan con curas duraderas. Estamos comprometidos a mejorar la vida de todos los pacientes de cáncer y sus familiares, al acelerar la investigación, aumentar el acceso a la atención médica mediante actividades de promoción, y al ofrecer apoyo directo a pacientes de comunidades en todo el país, con la meta compartida de eliminar el cáncer como lo conocemos hoy".

Los hallazgos clave del informe de este año incluyen los siguientes:

  • Las tasas de incidencia general del cáncer más altas entre 2014 y 2018 se presentaron en las personas no hispanas indígenas americanas o nativas de Alaska, seguidas por las personas blancas no hispanas y las personas negras no hispanas. Las tasas de incidencia general del cáncer más bajas se presentaron en las personas no hispanas asiáticas o isleñas del Pacífico y en las personas hispanas.
  • Las tasas de incidencia para todos los sitios de cáncer combinados disminuyeron en los hombres negros no hispanos, asiáticos o isleños del Pacífico no hispanos, y en los hombres hispanos; pero estas tasas aumentaron en las mujeres blancas no hispanas, asiáticas o isleñas del Pacífico no hispanas, indígenas americanas o nativas de Alaska no hispanas, y en las mujeres hispanas entre 2014 y 2018. Las tasas de incidencia permanecieron estables en los hombres blancos no hispanos y asiáticos o isleños del Pacífico no hispanos, y en las mujeres negras no hispanas. 
  • En los niños menores de 15 años de edad, las tasas de mortalidad general por cáncer disminuyeron entre 2015 y 2019, y las tasas de incidencia permanecieron estables entre 2014 y 2018. Las tasas de incidencia general de cáncer fueron estables en los niños negros no hispanos durante este período, pero aumentaron en los niños blancos no hispanos, asiáticos o isleños del Pacífico no hispanos, indígenas americanos o nativos de Alaska no hispanos, y en los niños hispanos. 
  • Entre 2014 y 2018, las tasas de incidencia general por cáncer en los adolescentes y adultos jóvenes de 15 a 39 años disminuyeron el 0,9 % por año. Las tasas de mortalidad general disminuyeron el 3,0 % por año de 2001 a 2005, pero el descenso se desaceleró al 0,9 % por año de 2005 a 2019. 
  • De 2010 a 2018, la incidencia del cáncer de mama, el cáncer más común en la población de adolescentes y adultos jóvenes, aumentó en un promedio del 1,0 % por año.

Los investigadores destacaron que existen desigualdades raciales y étnicas para muchos sitios de cáncer específicos. Por ejemplo, de 2014 a 2018, las tasas de incidencia para el cáncer de vejiga disminuyeron en los hombres blancos no hispanos, negros no hispanos, asiáticos o isleños del Pacífico no hispanos, y los hombres hispanos, pero aumentaron en los hombres indígenas americanos o nativos de Alaska no hispanos. De 2014 a 2018, las tasas de incidencia del cáncer uterino aumentaron en las mujeres de todos los grupos raciales y étnicos, excepto en las mujeres blancas no hispanas, que presentaron tasas estables.

De 2015 a 2019, las tasas de mortalidad por cáncer de próstata fueron estables en los hombres blancos no hispanos y en los hombres negros no hispanos, pero disminuyeron en los hombres asiáticos o isleños del Pacífico no hispanos, indígenas americanos o nativos de Alaska no hispanos, y en los hombres hispanos. Las tasas de mortalidad por cáncer colorrectal fueron estables en los hombres indígenas americanos o nativos de Alaska pero disminuyeron en los hombres de todos los otros grupos raciales y étnicos. En las mujeres, las tasas de mortalidad por cáncer de pulmón, cáncer de mama y cáncer colorrectal disminuyeron en casi todos los grupos raciales y étnicos. Se observaron excepciones en las mujeres asiáticas o isleñas del Pacífico no hispanas, cuyas tasas de mortalidad por cáncer de mama permanecieron estables, y en las mujeres indígenas americanas o nativas de Alaska no hispanas, cuyas tasas de mortalidad por cáncer de mama aumentaron y cuyas tasas de mortalidad por cáncer colorrectal permanecieron estables.

“Factores como la raza, el origen étnico y el nivel socioeconómico no deberían influir en la capacidad de las personas de estar sanas ni definir cuánto vivirán”, señaló la doctora y máster en Salud Pública Lisa C. Richardson, directora de la División de Prevención y Control del Cáncer de los CDC. “Los CDC colabora con organizaciones de salud pública, dentro y fuera del gobierno, para hacer frente a estas desigualdades y mejorar la equidad en salud mediante una variedad de iniciativas clave sobre programas, investigación y políticas. Sabemos que podemos responder a este desafío juntos y crear un país donde las personas vivan sin cáncer”.

En el informe de este año se incluye una sección destacada sobre las tendencias en las tasas de incidencia, mortalidad y supervivencia del cáncer de páncreas. A pesar de que el cáncer de páncreas solo representa el 3 % de los nuevos diagnósticos de cáncer, representa el 8 % de las muertes por cáncer y es la cuarta causa principal de muerte en los hombres y mujeres de los Estados Unidos.

De 2001 a 2018, las tasas de incidencia del cáncer de páncreas aumentaron el 1 % por año en los hombres y las mujeres, y de 2001 a 2019, las tasas de mortalidad aumentaron el 0,2 % por año para ambos sexos. De 2001 a 2018, las tasas de incidencia de dos subtipos comunes de cáncer de páncreas, los tumores neuroendocrinos y los adenocarcinomas, aumentaron en los hombres y las mujeres, mientras que las tasas de incidencia de subtipos inespecíficos y otros tumores de páncreas disminuyeron. 

En el informe también se describen las mejoras en la supervivencia por subtipo de cáncer. Por ejemplo, la supervivencia relativa a 1 año para las personas con diagnóstico de tumores neuroendocrinos de páncreas aumentó del 65,9 % al 84,2 % entre 2001 y 2017, y para las personas con diagnóstico de adenocarcinoma de páncreas aumentó del 24,0 % al 36,7 %. Aumentó también la supervivencia relativa a 5 años entre 2001 y 2013, del 43,4 % al 65,2 % para las personas con tumores neuroendocrinos de páncreas, y del 4,4 % al 6,6 % para las personas con adenocarcinoma de páncreas. 

Según los investigadores, estas mejoras en la supervivencia quizás se relacionen con los avances en los tratamientos. No se observó una mejora para los tumores de páncreas inespecíficos y de otros tipos, cuya proporción aumentaba con el diagnóstico a una edad mayor, en comparación con otros subtipos.

Los investigadores destacan que el aumento de supervivencia en las personas con adenocarcinomas y tumores neuroendocrinos se equilibran con el aumento en la incidencia del cáncer de páncreas, que en general se atribuye a la creciente prevalencia de la obesidad. Por otra parte, los investigadores señalan que el tratamiento de los adenocarcinomas de páncreas, que son el 80 % de los casos de cáncer de páncreas, avanza de forma muy gradual.

“La incidencia y la supervivencia relacionada con el cáncer de páncreas reflejan el riesgo subyacente de la enfermedad y la dificultad de diagnosticar el cáncer de páncreas en un estadio en que es posible tratarlo”, indicó Betsy A. Kohler, máster en Salud Pública y directora ejecutiva de la NAACCR. “A medida que dispongamos de avances en las técnicas de detección y los tratamientos para la enfermedad en estadio temprano, tenemos esperanzas de lograr mayores mejoras en la supervivencia al cáncer de páncreas, que desde hace tiempo es un tipo de cáncer muy mortal.”

Para obtener más información sobre el informe en inglés, consultar: https://seer.cancer.gov/report_to_nation/.
 

Acerca del Instituto Nacional del Cáncer: El Instituto Nacional del Cáncer (NCI) dirige el Programa Nacional del Cáncer (NCP) y las iniciativas de los Institutos Nacionales de la Salud que tienen como fin disminuir la prevalencia del cáncer de forma drástica y mejorar la vida de los pacientes con cáncer y de sus familiares, mediante la investigación sobre la prevención y la biología del cáncer, la creación de intervenciones nuevas, y la capacitación y el acceso a mentores para los investigadores nuevos. Para obtener más información sobre el cáncer, visite el sitio web del NCI en cancer.gov/espanol o llame al centro de contacto del NCI, que se conoce como el Servicio de Información de Cáncer, al 1-800-422-6237 (1-800-4-CANCER). 

Acerca de los Institutos Nacionales de la Salud: Los Institutos Nacionales de la Salud (NIH) son el organismo nacional de investigación médica, integrado por 27 institutos y centros, y es un componente del Departamento de Salud y Servicios Humanos de los Estados Unidos (HHS). Los NIH son el organismo federal principal que lleva a cabo y apoya la investigación básica, clínica y médica aplicada e investiga las causas, los tratamientos y las curas de enfermedades comunes y raras. Para obtener más información sobre los NIH y sus programas, visite salud.nih.gov

Acerca de la Sociedad Americana contra el Cáncer: La Sociedad Americana contra el Cáncer (ACS) es una fuerza comunitaria global de 1,5 millones de voluntarios que se dedican a salvar vidas, celebrar vidas y encabezar la lucha para un mundo sin cáncer. Durante más de 100 años, la ACS ha sido la organización preeminente que lucha contra el cáncer en los Estados Unidos mediante la investigación, la educación, la defensa de los derechos de los pacientes y los servicios para pacientes. Ayudamos a encabezar la evolución de la forma en que el mundo previene, detecta, trata y piensa sobre el cáncer. Para obtener más información visite www.cancer.org/es
 
Acerca de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades: Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) trabajan a toda hora en la protección, seguridad y vigilancia de la salud de las personas en los Estados Unidos. Ya sea que las enfermedades sean de origen nacional o internacional, curables o prevenibles, crónicas o agudas, o provenientes de la actividad humana o un ataque intencionado, los CDC responden a las amenazas contra la salud más urgentes en los Estados Unidos. Los CDC tienen su sede central en Atlanta y cuentan con expertos en todos los Estados Unidos y en el mundo. 

Acerca de la North American Association of Central Cancer Registries: La North American Association of Central Cancer Registries, Inc. (NAACCR) es una organización profesional que crea y promueve normas uniformes para el registro de datos del cáncer; ofrece educación y capacitación; certifica registros demográficos; agrupa y publica datos de los registros centrales del cáncer; y fomenta el uso de sistemas y datos de vigilancia para el control del cáncer y la investigación epidemiológica, para programas de salud pública y para la atención del paciente a fin de reducir la carga del cáncer en América del Norte. Para obtener más información en inglés, consulte naaccr.org.

Bibliografía
  1. Cronin KA, Scott S, Firth AU, et al. Annual Report to the Nation on the Status of Cancer, Part 1: National Cancer Statistics. Cancer. October 27, 2022. DOI: 10.1002/cncr.34479.

Si desea copiar algo de este texto, vea Derechos de autor y uso de imágenes y contenido sobre instrucciones de derechos de autor y permisos. En caso de reproducción digital permitida, por favor, dé crédito al Instituto Nacional del Cáncer como su creador, y enlace al producto original del NCI usando el título original del producto; por ejemplo, “Informe Anual a la Nación: continúan en descenso las muertes por cáncer y hay una leve mejora en la supervivencia al cáncer de páncreas publicada originalmente por el Instituto Nacional del Cáncer.”