In English | En español
¿Preguntas sobre el cáncer? 1-800-422-6237

Cáncer de vulva: Tratamiento (PDQ®)

  • Actualizado: 8 de agosto de 2014

Opciones

  • Imprimir página
  • Imprimir documento
  • Ver documento
  • Enviar este documento

Información general sobre el cáncer de vulva



El cáncer de vulva es una enfermedad por la que se forman células malignas (cancerosas) en los tejidos de la vulva.

El cáncer de vulva se forma en los órganos genitales externos de la mujer. La vulva comprende lo siguiente:

  • Los labios mayores y menores de la vagina.
  • El clítoris (tejido sensible entre los labios).
  • La abertura de la vagina y sus glándulas.
  • Monte del pubis (área redondeada en frente de los huesos púbicos que se recubre de vello en la pubertad).
  • El perineo (área entre la vulva y el ano).
Ampliar
Anatomía de la vulva; el dibujo muestra el monte del pubis, el clítoris, la abertura de la uretra, los labios internos y externos de la vagina y la abertura de la vagina. También muestra el perineo y el ano.
Anatomía de la vulva. La vulva se compone del monte del pubis, el clítoris, la abertura de la uretra, los labios internos y externos de la vagina, la abertura de la vagina y el perineo.

El cáncer de vulva casi siempre afecta con mayor frecuencia los labios vaginales mayores. Con menos frecuencia, el cáncer afecta los labios vaginales menores, el clítoris o las glándulas vaginales.

A menudo, el cáncer de vulva evoluciona de forma lenta durante varios años. Las células anormales pueden crecer en la superficie de la piel de la vulva durante largo tiempo. Esta afección se llama neoplasia intraepitelial de vulva (NIEV). Ya que la NIEV o displasia se puede volver cáncer de vulva, es muy importante recibir tratamiento.

Tener neoplasia intraepitelial de vulva o infección por el virus del papiloma humano puede afectar el riesgo de cáncer de vulva.

Cualquier cosa que aumenta el riesgo de enfermarse se llama factor de riesgo. Tener un factor de riesgo no significa que usted va a enfermar de cáncer; no tener factores de riesgo no significa que usted no se va a enfermar de cáncer. Consulte con su médico si piensa que puede tener riesgo. Entre los factores de riesgo de cáncer de vulva se incluyen los siguientes:

Otros factores posibles de riesgo pueden ser los siguientes:

  • Tener muchos compañeros sexuales.
  • Tener el primer contacto sexual a una edad temprana.
  • Tener antecedentes de pruebas de Pap (frotis de Pap) anormales.

Entre los signos del cáncer de vulva, se incluyen hemorragia o picazón.

Con frecuencia, el cáncer de vulva no causa signos o síntomas al principio. Cuando estos síntomas se presentan, pueden obedecer al cáncer de vulva o a otras enfermedades. Consulte con su médico si tiene algo de lo siguiente:

  • Un bulto o masa en la vulva.
  • Cambios en la piel de la vulva, como cambios de color o masas que parecen verrugas o úlceras.
  • Picazón que no desaparece en el área de la vulva.
  • Hemorragia no relacionada con la menstruación (períodos).
  • Sensibilidad en el área de la vulva.

Para detectar (encontrar) y diagnosticar el cáncer de vulva, se utilizan pruebas para examinarla.

Se pueden utilizar las siguientes pruebas y procedimientos:

  • Examen físico y antecedentes : examen del cuerpo para verificar los signos generales de salud, incluso un reconocimiento de la vulva para determinar si hay signos de enfermedad, como bultos o cualquier otra cosa que no parezca habitual. Se anotan los antecedentes de los hábitos de salud de la paciente, sus enfermedades y tratamientos anteriores.

  • Biopsia : extracción de muestras de células o tejidos de la vulva para que un patólogo los observe al microscopio y determine si hay signos de cáncer.

Ciertos factores afectan el pronóstico (probabilidad de recuperación) y las opciones de tratamiento.

El pronóstico (probabilidad de recuperación) y las opciones de tratamiento dependen de los siguientes aspectos: