Pasar al contenido principal

Coronavirus: información para las personas con cáncer

Los especialistas en información del NCI están disponibles para responder a sus preguntas sobre el coronavirus y el cáncer de lunes a viernes de 9:00 a. m. a 9:00 p. m., hora del Este.

¿Qué es el coronavirus y la COVID-19?

Los coronavirus son una familia grande de virus comunes en los seres humanos y muchas especies de animales. El nombre designado para el nuevo virus es coronavirus del síndrome respiratorio agudo grave de tipo 2 (SARS-CoV-2). La enfermedad que causa se llama enfermedad por coronavirus de 2019 (COVID-19).

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) siguen el número de casos, muertes y vacunaciones a medida que cambia la situación.

¿Si tengo o tuve cáncer, corro más riesgo de tener COVID-19?

Tener cáncer aumenta el riesgo de COVID-19 grave. También hay otros factores que aumentan el riesgo de COVID-19 grave, como un sistema inmunitario debilitado, la edad avanzada y otros problemas de salud.

Es posible que las personas con cáncer de la sangre presenten un riesgo más alto de infección prolongada y muerte por COVID-19 que las personas con tumores sólidos. Estos pacientes suelen tener una concentración de células inmunitarias anormal o baja que hace que no produzcan suficientes anticuerpos contra los virus.

El Instituto Nacional del Cáncer (NCI) lleva a cabo un estudio grande de personas con cáncer y COVID-19 para saber más sobre los factores de riesgo de COVID-19 y ayudar a los médicos a ofrecer un mejor tratamiento para las personas con cáncer y COVID-19.

Por ahora, no se sabe si tener antecedentes de cáncer aumenta el riesgo de COVID-19 grave. Las personas que recibieron tratamiento de cáncer deben consultar con los médicos acerca de cualquier preocupación sobre la COVID-19

Si tengo cáncer ahora o tuve cáncer antes, ¿debo vacunarme contra el coronavirus?

Ahora hay varias vacunas para prevenir la COVID-19. Los expertos recomiendan que todas las personas que cumplan con los requisitos para recibirlas se vacunen si no tienen contraindicaciones (es decir, no tienen antecedentes de reacción alérgica grave, como anafilaxia, a cualquier componente de la vacuna). Esto incluye a las personas con problemas médicos preexistentes (como el cáncer) y las personas que participan en estudios clínicos del cáncer. Sin embargo, los participantes de estudios clínicos deben consultar antes con el equipo de investigación del estudio clínico y seguir sus recomendaciones.

Si hace poco recibió tratamiento del cáncer que inhibe el sistema inmunitario (como quimioterapia,  trasplante de células madres o de médula ósea, o terapia celular), el médico tal vez le indique que espere a que el sistema inmunitario se recupere antes de vacunarse.

En los estudios de las vacunas contra la COVID-19 se demostró que la seguridad y la eficacia de las vacunas son parecidas en las personas con enfermedades preexistentes que aumentan el riesgo de COVID-19 grave y en las personas sin estas enfermedades. Además, las vacunas contra otras infecciones, como la vacuna contra la gripe, son seguras y se recomiendan a las personas con cáncer.

Pero en la mayoría de los estudios sobre la COVID-19, se excluyeron a las personas con cáncer, así que se necesitan más datos sobre la seguridad y eficacia de las vacunas contra la COVID-19 en este grupo. Es posible que las personas que recibieron tratamiento del cáncer y otras personas con inmunodepresión tengan una respuesta más leve a la vacuna.

Cada estado del país usa criterios propios para determinar los grupos prioritarios mientras las provisiones de la vacuna son limitadas. Según el estado donde viva, tener cáncer o haber tenido cáncer quizás lo incluya en un grupo de prioridad más alta.  

De todas formas, las personas que se vacunan deben seguir las prácticas recomendadas vigentes para protegerse y proteger a los demás de la COVID-19.

Infórmese más sobre las vacunas contra la COVID-19 para las personas con cáncer.

La vacuna contra la COVID-19 y la participación en los exámenes de detección de cáncer de seno (mama)

En estudios recientes, se encontró que la vacuna contra la COVID-19 a veces causa hinchazón temporal de los ganglios linfáticos en la axila. Debido a que este efecto secundario se podría confundir con un signo del cáncer de seno, varios grupos oncológicos recomiendan que las personas esperen de 4 a 6 semanas después de completar la vacunación contra la COVID-19 antes de hacerse una mamografía.

¿Qué más puedo hacer para protegerme?

Además de vacunarse, el modo más eficaz de prevenir la COVID-19 es no exponerse al virus que causa la enfermedad. Los CDC también recomiendan que, para protegerse, las personas que corren un riesgo alto de COVID-19 grave eviten en lo posible interactuar con otras personas y tomen precauciones para no contagiarse la COVID-19 cuando interactúen con otros. Estas son algunas de las medidas de precaución recomendadas:

  • Use una mascarilla que cubra bien la nariz y la boca.
  • Manténgase a 6 pies (2 metros) de distancia de las personas que no viven con usted.
  • Vacúnese contra la COVID-19.
  • Evite las multitudes y los espacios interiores con mala ventilación.
  • Lávese con frecuencia las manos con agua y jabón. Use desinfectante de manos si no dispone de agua y jabón.
  • Cúbrase la boca y la nariz al toser o estornudar.
  • Limpie y desinfecte a diario las superficies que se tocan con frecuencia.
  • Esté atento a los síntomas de COVID-19.

¿Qué hago si tengo síntomas de infección?

Si piensa que se expuso a la COVID-19 y tiene síntomas de infección, debe aislarse (separarse de los demás) y llamar al médico. Tal vez necesite hacerse la prueba de detección del coronavirus.

Estos son momentos de mucha tensión. ¿Qué puedo hacer?

Es posible que afrontar el cáncer y el riesgo de infección por coronavirus produzca una variedad de sentimientos a los que tal vez no esté acostumbrado. Para obtener más información sobre estos sentimientos, consulte Cómo hacer frente al cáncer.

¿Qué hago si tengo otras preguntas?

El Servicio de Información de Cáncer (CIS) del NCI responderá a las preguntas que usted o un ser querido tengan sobre la COVID-19 o la atención para el cáncer.

Para comunicarse con el CIS:

  • Llame al 1-800-422-6237 (1-800-4-CANCER) de lunes a viernes de 9:00 a. m. a 9:00 p. m., hora del Este de los Estados Unidos (atención en español y en inglés). Fuera del horario de atención, se ofrece información grabada.
  • Comuníquese por chat con el servicio de LiveHelp® en español y en inglés de lunes a viernes, de 9:00 a. m. a 9:00 p. m., hora del Este de los Estados Unidos.