Radioterapia interna para el cáncer

Crédito: iStock

En la radioterapia interna, una fuente de radiación se coloca dentro del cuerpo. La fuente de radiación puede ser sólida o líquida.

Tipos de radioterapia interna

La radioterapia interna con una fuente líquida se llama terapia sistémica. Terapia sistémica quiere decir que el tratamiento se lleva en la sangre a los tejidos de todo el cuerpo en donde localiza y destruye las células cancerosas. La radioterapia sistémica se administra por la boca o por una vena, vía intravenosa, o inyección.
 
La radioterapia sistémica se usa con más frecuencia para tratar ciertos tipos de cáncer de tiroides. Este tratamiento usa yodo radiactivo, el cual se conoce como I-131.

Otro tipo de radioterapia sistémica, llamado terapia dirigida radionúclida, se usa para tratar algunos pacientes con cáncer avanzado de próstata o con tumor gastroenteropancreático neuroendocrino (GEP-NET). Este tipo de tratamiento puede también referirse como radioterapia molecular.

La radioterapia interna con una fuente sólida se llama braquiterapia. En este tipo de tratamiento, semillas, listones o cápsulas que contienen una fuente de radiación se colocan en el cuerpo en el tumor o cerca de este. Como la radioterapia de haz externo, la braquiterapia es un tratamiento local y trata solo una parte específica del cuerpo.

La braquiterapia se usa con frecuencia para tratar cánceres de cabeza y cuello, de seno, cuello uterino, próstata y de ojo.

Qué se puede esperar al recibir radioterapia interna

Qué sucede antes del primer tratamiento de radioterapia interna

Habrá una reunión de 1 a 2 horas con el doctor o con la enfermera para hacer un plan de tratamiento antes de empezar la radioterapia interna. En ese tiempo, le harán un examen físico, hablarán de su historial médico y tal vez tenga pruebas con imágenes. El doctor hablará del tipo de radioterapia interna que es mejor para usted, de sus beneficios y efectos secundarios, así como del cuidado que deberá tener durante el tratamiento y después de este. Luego, podrá decidir si desea tener radioterapia interna.

Cómo se coloca la braquiterapia en su lugar

La mayoría de las veces la braquiterapia se coloca en su lugar por medio de un catéter, el cual es un tubo pequeño, elástico. Algunas veces, la braquiterapia se coloca por medio de un dispositivo más grande llamado aplicador. La forma como se coloca la braquiterapia en su lugar depende del tipo de cáncer. El doctor pondrá el catéter o el aplicador en el cuerpo antes de empezar el tratamiento.

Las técnicas de colocación de la braquiterapia son:

  • Braquiterapia intersticial, en la que la fuente de radiación se coloca dentro del tumor. Esta técnica se usa, por ejemplo, para cáncer de próstata.
  • Braquiterapia intracavitaria, en la que la fuente de radiación se coloca dentro de una cavidad del cuerpo o de una cavidad creada por cirugía. Por ejemplo, la radiación puede colocarse en la vagina para tratar cáncer de cuello uterino o de endometrio.
  • Braquiterapia episcleral, en la que la fuente de radiación se adhiere al ojo. Esta técnica se usa para tratar melanoma de ojo.

Una vez que el catéter o el aplicador está en su lugar, la fuente de radiación se coloca dentro de él. La fuente de radiación puede permanecer en su lugar unos cuantos minutos, por muchos días o por el resto de la vida. Cuánto tiempo estará en ese lugar depende del tipo de fuente de radiación, del tipo de cáncer, de la ubicación del cáncer en el cuerpo, de su salud y de otros tratamientos del cáncer que haya recibido.

Tipos de braquiterapia

Hay tres tipos de braquiterapia:

  • Implantes con índice de dosis baja (LDR): en este tipo de braquiterapia, la fuente de radiación permanece en el lugar de 1 a 7 días. Es posible que el paciente permanezca en el hospital durante ese tiempo. Una vez terminado el tratamiento, el doctor retirará la fuente de radiación y el catéter o el aplicador.
  • Implantes con índice de dosis alta (HDR): En este tipo de braquiterapia, la fuente de radiación se deja en el lugar solo de 10 a 20 minutos y luego se retira. Es posible que tenga tratamiento dos veces al día de 2 a 5 días o una vez a la semana por 2 a 5 semanas. El programa depende del tipo de cáncer. Durante el curso del tratamiento, el catéter o aplicador pueden permanecer en el lugar, o pueden colocarse antes de cada tratamiento. Usted puede permanecer en el hospital durante este tiempo o hacer viajes diarios al hospital para que le coloquen la fuente de radiación. Como se hace con los implantes de índice de dosis baja, el doctor retirará el catéter o el aplicador al terminar el tratamiento.
  • Implantes permanentes: Después de colocar la fuente de radiación en su lugar, se retira el catéter. Los implantes permanecen en el cuerpo el resto de la vida, pero la radiación se hace más débil cada día. Al pasar el tiempo, casi toda la radiación desaparecerá. Cuando la radiación se pone al principio en su lugar, puede ser necesario limitar el tiempo que se pasa con otras personas y que se tomen otras medidas de seguridad. Tenga mucho cuidado de no pasar el tiempo con niños o con mujeres embarazadas.

Qué se puede esperar al retirar el catéter

Cuando termina el tratamiento con implantes de LDR o de HDR, se retirará el catéter. A continuación, hay algunas cosas que podrán esperarse:

  • Usted recibirá medicina para el dolor antes de que se retire el catéter o el aplicador.
  • El lugar en donde estaba el catéter o el aplicador puede quedar sensible por algunos meses.
  • No hay radiación en el cuerpo después de que se retiran el catéter o el aplicador. No hay peligro para la gente que esta cerca—ni para niños pequeños o mujeres embarazadas.

Por una semana o dos, puede ser necesario limitar las actividades que requieren mucho esfuerzo. Pregunte al doctor qué clase de actividades no encierran peligro y cuáles deberá evitar.

La radioterapia interna le hace emitir radiación

Con radiación sistémica, los fluidos corporales( orina, sudor y saliva) emitirán radiación por algún tiempo. Con la braquiterapia, los fluidos corporales no emiten radiación, pero la fuente de radiación en el cuerpo sí lo hará. Si la radiación que recibe es de una dosis muy alta, puede ser necesario seguir algunas medidas de seguridad. Estas medidas pueden ser:

  • Permanecer en un cuarto privado del hospital para proteger a otros de la radiación que sale de su cuerpo.
  • Recibir tratamiento rápido de enfermeras y de otro personal del hospital. Ellos proveerán toda la atención necesaria, pero pueden guardar su distancia, hablarle desde la puerta del cuarto y usar ropas protectoras.

Las visitas también necesitarán seguir medidas de seguridad, las cuales pueden ser:

  • Que no se permitan las visitas cuando la radiación se pone al principio.
  • Que las visitas se presenten al personal del hospital antes de ir al cuarto del paciente.
  • Que, al visitar, se queden en la entrada del cuarto del hospital en vez de entrar.
  • Que las visitas sean cortas (30 minutos o menos cada día). La duración de las visitas depende del tipo de radiación que se use y de la parte del cuerpo que recibe el tratamiento.
  • Que no haya visitas de mujeres embarazadas ni de niños menores de un año.

Usted puede necesitar también seguir medidas de seguridad al salir del hospital, como no pasar mucho tiempo con otras personas. El doctor o la enfermera le indicarán algunas medidas de seguridad que deberá seguir al regresar a casa.